La boda de Cuchy Pérez, hija del presidente del Real Madrid, más 'blanca' que ninguna

18.00 horas del viernes 12 de septiembre en la iglesia de San Jerónimo El Real, en Madrid. Los invitados pasaron al templo y los curiosos se agolparon en la puerta. La novia, María Ángeles Pérez Sandoval, no llegó hasta bien pasadas las 18.10. Expectación entre todos los invitados que sabían que estaban acudiendo a la que se califica ya como boda del año. 1.400 invitados para una tarde blanca. Javier Arenas, vicepresidente segundo del Gobierno y Ministro de la Presidencia; Alberto Ruiz-Gallardón, alcalde de Madrid, o Trinidad Jiménez, portavoz del PSOE por el Ayuntamiento, fueron algunos de los representantes políticos que acudieron puntuales a la cita; tampoco faltaron representantes de los medios de comunicación, como el periodista Ernesto Sáenz de Buruaga, empresarios, entre ellos Juan Abelló, que llegó a la ceremonia a las 18.40, Raúl y Figo en representación de la plantilla del Real Madrid; y rostros conocidos de la vida social, como Vicky Martín Berrocal, prima del novio, Alejandra Prat, íntima amiga de la novia y testigo de la boda, o Terelu Campos, que entró la última a los Jerónimos, a las 18.50.

María Ángeles Pérez Sandoval y Jesús Martín Buezas se dan el 'sí quiero'
La novia, con un traje diseñado por María José Mollinedo, aseguró que se encontraba muy tranquila, "como si esto lo hiciera todos los días". No parecía tan tranquilo su padre, Florentino Pérez, que la condujo de la mano hasta el altar visiblemente emocionado. Allí la esperaba su futuro marido, el empresario Jesús Martín Buezas, más conocido por Chus. Sonaban los acordes del Canon de Pachanbel, única pieza que los novios eligieron para tan señalado día.

La iglesia estaba adornada con unos sencillos centros de margaritas blancas y sólo en el altar. Unas margaritas blancas más que adecuadas para el ojito derecho del Presidente del Real Madrid, su hija María Ángeles.

Más sobre

Regístrate para comentar