Entrevista exclusiva con Ana Obregón: 'A mí nadie me ha quitado nunca un hombre'

—A lo mejor, podrías haber protagonizado la película «El sexto sentido».
—No te lo tomes a broma. Pienso que todas las mujeres tenemos un «sexto sentido» que desgraciadamente los hombres no tenéis. Y siento mucho decir esto.
—¿Así de radical? Habrá alguna excepción que confirme la regla.
—No lo creo. La vida me ha dado mucho, profesionalmente hablando, pero también me ha negado cosas. Soy consciente de eso. A veces pienso que la gente me tiene envidia: no estoy mal, tengo una serie de mucho éxito, un hijo maravilloso… y eso, quieras o no, puede crear envidias. Sin embargo, noto un cariño enorme por parte de las personas.
—Eso es un alivio.
—Sí, pero en el fondo estoy sola. Por eso no me considero una mujer de éxito en mi vida personal.
—Antes hablabas de una serie de señales que te está dando la vida.
—En el trabajo me ha venido el éxito total después de casi veinte años de lucha. Es como si Dios hubiera dicho: «Vamos a dar a esta mujer lo que se merece y por lo que tanto ha luchado». Pues, lo mismo que te digo eso, intuyo que en el amor también tendré recompensa.
—¿Tienes queja de los hombres que ha habido en tu vida hasta ahora?
—No. He tenido hombres maravillosos a mi lado y cada uno de ellos fue el hombre de mi vida en ese momento.
—¿El amor ha sido también una lucha en tu vida?
—No te diría yo que no. Si la vida no se ha encargado de quitarme el amor, como fue en el caso de Fernando Martín, que murió trágicamente, ha sido «otra» quien lo ha hecho, por no decir las cámaras de televisión que me siguen permanentemente.
—Pocos hombres te habrán quitado a ti…
—Era broma. A mí nadie me ha quitado nunca un hombre.
—No se atreverán, Ana.
—Conmigo no se atreven porque soy mucha mujer. (Ríe.) Pero, volviendo a lo de antes, ahora me toca algo importante y duradero, que es lo que me hubiera gustado desde pequeña.

Más sobre: