Ernesto Neyra y Leli Céspedes presentan a su hijo, Ernesto Javier

Ernesto Neyra vio por fin cumplido uno de sus sueños: ser padre. Su esposa, Adelaida Céspedes dio a luz, el pasado 31 de julio, al primer hijo del bailarín en la clínica sevillana Sagrado Corazón.

El pequeño Ernesto Javier Neyra Céspedes, cuyo nombre fue elegido por Leli en memoria de un hermano fallecido de su marido, pesó 3’700 kilos al nacer. Ernesto Neyra asegura "me emociono cada vez que veo a mi hijo" y como padre primerizo que es, afirma que "mi hijo está muy bonito, muy lindo y según pasan las horas y los días cada vez está más bonito".

El parto, que se produjo a las 16.30 horas de la tarde del pasado 31 de julio, fue inolvidable para Ernesto. "Creí que iba a cortar el cordón umbilical, pero lo he sacado con mis propias manos y ha sido maravilloso, un cúmulo de sensaciones que no podría explicar… Estoy como loco, emocionado".

El bailarín y su esposa, Leli Céspedes, contrajeron matrimonio el 5 de abril de 2002. Poco tiempo después la pareja anunció que se encontraban en estado de buena esperanza. Parece ser que Ernesto ha encontrado la tan deseada felicidad junto a Leli, aumentada ahora por el nacimiento de este hijo. Atrás quedaron para el bailarín los duros momentos vividos cuando su ex mujer, Carmen Ordóñez, le acusó públicamente de maltratos físicos y psicológicos.

Para Leli, Ernesto Javier es su segundo hijo pues ya era madre de un niño, Lorenzo, nacido de su anterior matrimonio con un empresario de origen alemán llamado Franz Olaf. Ahora Lorenzo tendrá un hermano al que cuidar y con el que jugar. Tal y como dice Leli "mi hijo ya conoce a su hermanito y está encantado".

Este verano la pareja no viajará con el pequeño a ningún sitio especial. Leli y Ernesto se quedarán cuidando del recién nacido del que su madre asegura que "al principio era muy llorón, pero cada vez lo es menos".

Más sobre

Regístrate para comentar