Las sirenas del deporte conquistan Barcelona

El equipo español de natación sincronizada ha logrado el mayor éxito de su historia, de la mano de un grupo de jóvenes que han pasado del anonimato a la fama en pocos días. Aunque la fama de la que ahora disfrutan no hará que descuiden sus estudios, conscientes de lo efímera que es la vida de un deportista. Desde Paola Tirados que está en segundo de Arquitectura, hasta Alicia Sanz estudiante de Químicas, pasando por Gemma Mengual que terminó el año pasado Gemología. Todas ellas compaginan sus estudios con duras sesiones de entrenamiento que incluyen ejercicios de flexibilidad, apnea, acrobacia, estudios de biomecánica, coreografía, etcétera.

Entre todas ellas destaca Gemma Mengual, ganadora de tres medallas en los X Campeonatos del Mundo de Natación que se celebran estos días en Barcelona. Ella tenía nueve años cuando descubrió a su prima bailando en el agua. Desde entonces supo que quería hacer lo mismo. Han sido muchos años llenos de esfuerzo hasta lograr llegar a lo más alto. El padre de Paola Tirados, la compañera con la que conquistó la medalla de bronce en la categoría de dúo, lo tiene calculado: desde que su hija empezase en la natación, con cinco años, hasta ahora que tiene 23 si sumásemos las horas de entrenamientos, ocho o nueve años de su vida los ha vivido en el agua.

Ahora todas las miradas están puestas en los Juegos Olímpicos de Atenas del próximo año, con el sueño de conseguir una medalla, de continuar seduciéndonos con su danza acuática, de seguir en lo más alto de un deporte que para ellas es su vida.

Más sobre: