La sorprendente visita relámpago de David Beckham a España

David Beckham aterrizó ayer en Madrid y hoy se ha trasladado a la localidad soriana de Medinaceli para grabar un anuncio publicitario de la conocida marca de refrescos Pepsi. El futbolista inglés viajó a la capital de España en su jet-privado y se alojó en el hotel Hesperia. Esta misma mañana Beckham ha abandonado el hotel donde se ha alojado y se ha marchado a la provincia de Soria.

Desde el pasado fin de semana, Medinaceli espera con impaciencia la llegada del astro inglés. La plaza Mayor de la localidad soriana se ha convertido en un mercado al más puro estilo medieval. Las fachadas han sido envejecidas y el suelo se ha cubierto de tierra para ambientarlo en la época. Todos los accesos a la plaza están cortados al público y varios vigilantes de seguridad controlan que ningún curioso pueda observar lo que allí ocurre. La productora ha alquilado las viviendas de alrededor por 800 euros para el anuncio de Pepsi.

Curiosamente, Beckham podría reunirse hoy con Raúl y tener su primera toma de contacto con el delantero del Real Madrid, al que en su día él calificó como "el Rey" del club. Raúl es otro de los protagonistas del anuncio, al igual que Fernando Torres, Ronaldinho, que podría ser el próximo fichaje del Real Madrid y Roberto Carlos, que llegará en los próximos días. Una vez rodadas las escenas, el nuevo 'crack' del club blanco tiene previsto abandonar nuestro país y volar hacia Francia.

Victoria, en Nueva York
Mientras su marido rueda el spot publicitario, Victoria Beckham ha viajado de Londres a Nueva York para ultimar los detalles de su nuevo disco. Además, sera allí donde comience a recibir clases de interpretación, ya que entre sus objetivos más próximos está el de triunfar en Hollywood. Hace unos días, ella y su marido se sometieron a unas pruebas de cine durante su estancia en Estados Unidos. Por lo visto, David Beckham no cautivó a la cámara, pero Victoria gustó mucho a los productores, lo que podría convertir en realidad su sueño de ser actriz y participar en la nueva versión de la comedia Los productores que Mel Brooks realizó en 1968.

Más sobre: