Los parajes naturales del archipiélago canario vistos desde Paradores

Rutas de carácter histórico, como la Atlántica, que permite un completo recorrido por los lugares más hermosos de las Canarias, o disfrutar de cada uno de los cuatro Paradores canarios, acercándose a los distintos parques, donde contemplar la belleza del paisaje y la naturaleza, es lo que nos ofrece los Paradores de Turismo en Canarias, una absoluta garantía para disfrutar de su viaje y descubrir los valores culturales, tradiciones y gastronomía de las islas, además de algunos de los más bellos parajes naturales del archipiélago.

Tenerife, la isla de la "eterna primavera", por su clima sin igual, ofrece enormes contrastes y gran variedad de paisajes en sus distintas zonas. El Parador de las Cañadas del Teide , situado en el cráter natural de Las Cañadas, a más de 2.000 metros sobre el nivel del mar, invita a contemplar impresionantes panorámicas sobre el cono del Teide, la caldera de Chaorra y la Montaña Blanca. Y también el placer degustar los platos de la exquisita y original cocina canaria como el puchero canario, el conejo al salmorejo, las papas arrugadas y mojos, y las viejas sancochadas.

Un entorno paradisíaco con inmejorables vistas sobre el Océano, con la isla de Tenerife y el Teide al fondo, es lo que nos ofrece el Parador de la Gomera. La muestra gastronómica se ve representada por la cazuela de pescados gomeros, los lomos de conejo rellenos y el potaje de berros.

El Parador del Hierro se alza al borde del mar, frente al Roque de Bonanza, en un lugar idílico donde se unen el mar y la volcánica montaña. Un entorno que invita al descanso y al placer de contemplar hermosísimas vistas, así como paladear el caldo de queso herreño, los alfonsiños con burgados, las quenefas de viejas con salsa de lapas y erizos de mar y el biscuit de higos del pinar.

El nuevo Parador de la Isla de La Palma se ubica en una zona de gran riqueza paisajística, cercana a la capital de la Isla y al Aeropuerto, denominada "El Zumacal", en el término municipal de Breña Baja, con arquitectura típica canaria y rodeado de un amplio jardín con predominio de plantas autóctonas.

A la actual oferta canaria se sumará en breve el Parador de Cruz de Tejeda, en la Isla de Gran Canaria en Tejeda, uno de los más bellos parajes de la isla, para un turismo alternativo, que busque en la montaña la paz, el sosiego y el conocimiento.

Más sobre: