A pesar de los difíciles momentos que atraviesa tras su separación matrimonial de José María Guitiérrez, Guti, la presentadora Arantxa de Benito lució su mejor sonrisa en la presentación de la moda para la nueva temporada en el centro comercial Gran Vía 2 (Barcelona). Arantxa se refirió a la situación que está viviendo como "momentos duros y difíciles" y añadió que era lógico que hubiera perdido un par de kilos debido al "estado de nervios que atraviesa".

Arantxa y Guti, futbolista del Real Madrid, anunciaban el fin de su relación el pasado mes de abril después de casi cuatro años de matrimonio y dos hijos en común, Zaira, de dos años y medio, y Aitor, quien el pasado mes de enero cumplió su primer año de vida. Pocos días después de confirmar con un comunicado la ruptura, el deportista aseguraba en una entrevista que confiaba en que fuera posible una reconciliación.

Arantxa, por su parte, prefirió no hacer comentarios sobre su separación, en ningún momento explicó los motivos y tampoco dejó ver si existía la posibilidad de que volvieran a unirse. Es más, cuando se le preguntó por esta cuestión se limitó a afirmar de modo tajante: "Los problemas matrimoniales de mi marido y yo son nuestros". Más tarde cuando se le preguntó por el estado de su corazón, respondió: "Tengo el corazón un poco plof".

En las semanas que han transcurrido desde que se dio a conocer la noticia, Arantxa sólo ha acudido a dos actos públicos y se le ha visto disfrutando de unos días de descanso en Marbella. A Guti, por otro lado, se le vio acompañado de una amiga en un concierto de su amigo y compañero de equipo Álvaro, en una céntrica sala de fiestas madrileña.

Más sobre

Regístrate para comentar