Cuando sólo falta un mes para que las 84 candidatas a Miss Universo 2003 lleguen a Panamá, los organizadores de este certamen viven intensamente los preparativos previos a su celebración. El pasado mes de julio el propietario del concurso, Donald Trump, acordó con el empresario Jean Figali, que el complejo turístico Panamá Canal Village sería la sede de Miss Universo 2003 y desde entonces las autoridades locales se han volcado en la puesta en marcha de este gran espectáculo.

El 3 de junio será el día en el que se elija a Miss Universo 2003 pero desde tres semanas antes, las aspirantes a tan preciada corona estarán en el país centroamericano para tomar parte en sesiones fotográficas, desfiles diversos y entrevistas con el jurado. La llegada de las 84 bellas chicas está prevista para los días 15, 16 y 17. Y ese mismo sábado, el 17 de abril, tendrá lugar la cena de bienvenida en la que todas las candidatas podrán por fin conocerse.

Miss Universo siempre ha insistido en su compromiso con diversas causas benéficas -en especial la lucha contra el sida y la protección de la infancia- y esta edición no va a ser una excepción en este aspecto. Global health council (Consejo global de la salud) es una de las asociaciones con las que Justine Pasek, Miss Universo 2002, ha colaborado activamente durante sus meses de reinado y a esta fundación está dedicada el primer gran acto programado dentro del certamen Miss Universo 2003. Será el día 18 de marzo y un día después, las aspirantes a reina de la belleza desfilarán con trajes de diseñadores panameños, promoviendo así la moda y la industria del país anfitrión.

Las galas continuarán los días 23 y 24 en las que, una vez más, la cultura y las costumbres panameñas serán las protagonistas, junto, lógicamente, a las bellas candidatas. La primera gran prueba para las chicas será el 26 de mayo cuando compitan por el premio al mejor traje nacional. La ganadora recibirá como premio 35.000 dólares (cerca de 35.000 euros) y, cabe recordar, que aunque esta prueba no es valedera para la final si es muy vistosa debido a la espectacularidad de los atuendos que lucen las participantes.

El día 3 de junio, como decíamos, será la gran noche. Justine Pasek entregará su corona después de apenas nueve meses de reinado. Justine recibió el título después de que la rusa Oxana Federova renunciara a seguir con las obligaciones que le imponía ser Miss Universo 2002 y decidiera volver a sus clases en la Universidad de San Petersburgo. Y tras la esperada final, todas las Misses disfrutarán de un maravilloso baile en el hotel El Panamá.

Más sobre

Regístrate para comentar