Oxana Fedorova, Miss universo 2002, explica las razones por las que renunció al título

EL HOMBRE IDEAL Y LA RELIGIÓN
—¿Cuáles son tus aspiraciones?
—Opino que, para una mujer, lo más importante es ser madre: quiero continuar con mi trabajo en la televisión, pero también quiero tener hijos y encontrar, por supuesto, un buen esposo, puesto que deseo que mis hijos tengan una familia completa y estable.
—¿Cuál es tu hombre ideal?
—El hombre que amo. Pero a veces una se enamora del hombre que no es el apropiado. Para mí, lo importante es que su alma sea transparente, que sea una buena persona y que cuide de mí; que sea guapo no es esencial. Pero también tiene que respetar, y tiene que permitir que la mujer realice sus aspiraciones sin ponerle obstáculos. Y para mí es también importante que quiera a los perros.
—¿Por qué?
—Porque quien ama a los animales es una buena persona y además está cerca de la Naturaleza, que para mí es esencial en este mundo tan cargado de presiones, ya que las ciudades se están expandiendo constantemente. Además, debo añadir que tengo tres perros enormes: un mastín y dos «shephards».
—¿Qué opinas del dinero?
—El dinero es un mito inventado para desarrollar la sociedad de consumo. Hay que tratarlo con respeto, pero no desperdiciarlo. Y no trates de agarrar el dinero porque se te escapa.
—¿Te sientes muy rusa?¿Eres patriota?
—Como rusa,amo a los líderes que han cambiado nuestra historia, como Pedro el Grande, por ejemplo; también admiro al Presidente Putin, porque está en una situación complicada, ya que las cosas que quiere lograr para Rusia son muy difíciles de conseguir. El Presidente es de San Petersburgo y todos tenemos confianza en él, porque tiene buenas ideas y quiere renovar el sistema. Esto llevará varias generaciones, pero creo que Rusia tiene un futuro muy grande. Yo me siento muy orgullosa de mi país.
—¿Conoces personalmente al Presidente?
—Nos hemos visto en varios actos sociales y creo que está contento de cómo represento a Rusia, pero nunca me lo ha dicho directamente, pues podría ser mal interpretado.
—¿Qué piensas de la moda rusa?
—Estamos en pleno desarrollo: para las pieles, la mejor es Hellen Yamark, que es una buena amiga mía y me prestó las pieles para esta entrevista. En cuanto a los trajes, encuentro que Ricke Shazroff y Chapurin son buenos modistos. Te recuerdo que durante setenta años no tuvimos la noción del «fashion». Personalmente, he conocido también a diseñadores extranjeros.
—¿Qué piensas de la religión?
—Soy una verdadera creyente y mi santa favorita es Santa Ksenia, de San Petersburgo. En realidad, Dios es uno, y todas las religiones tienen el mismo origen. En San Pertersburgo, yo rezo en la iglesia de San Nicolás.

Más sobre

Regístrate para comentar