Terelu Campos y Alejandro Rubio se separan tras 4 años de matrimonio

Terelu Campos, la popular presentadora de 'Con T de tarde' en las sobremesas de Telemadrid, y su esposo,Alejandro Rubio, han decidido separarse tras cuatro años de matrimonio. Una decisión que ha sido tomada de mutuo acuerdo. La demanda de separación fue presentada en el Juzgado el pasado día 31.Según hemos podido saber, es deseo de Terelu, como también de Alejandro, guardar la mayor de las discreciones en todo lo referente al doloroso trance que toda ruptura matrimonial, aunque sea de mutuo acuerdo, conlleva. Sobre todo pensando en Alejandra, la única hija del matrimonio.

En el palacio de la Magdalena de Santander

Con su decisión de separarse legalmente, Terelu y su marido ponen punto y final a una vida en común que comenzó con su boda civil en marzo de 1998.Un enlace que tuvo lugar en el real palacio de la Magdalena, en Santander, antigua residencia de verano de los Reyes Alfonso XIII y María Victoria de Battenberg en los años 1913-1930. Era el segundo matrimonio para los novios (Alejandro aportaba un hijo de su primera boda).La ceremonia fue oficiada por el alcalde de la ciudad y en la misma estuvieron presentes amigos de los novios, entre ellos, algunos rostros conocidos, como, por ejemplo, Rocío Carrasco, entonces casada con Antonio David Flores, con quien estuvo en la boda; Lara Dibildos, Miriam Reyes, Nuria González, hoy señora de Fernández-Tapias y futura mamá de su primer hijo, así como la popular presentadora Teresa Viejo. Concluida la ceremonia, y preguntada sobre la maternidad, una radiante Terelu contestaba: —Si Dios quiere, ha llegado la hora de ser madre para mí.

En la primavera de 2000 nace su primer hijo

Alejandra, el primer hijo de la pareja, vino al mundo el 24 de marzo de 2000 en una clínica de Madrid. La niña pesó dos kilos ochocientos gramos y midió 50 centímetros. Tanto la madre como la pequeña se encontraban en perfecto estado. La popular presentadora estuvo hasta el último día al frente de su espacio de Telemadrid. Nada más tener conocimiento de que había sido abuela por tercera vez, María Teresa Campos acudía al lado de su hija.

'Todo ha salido muy bien',decía entonces María Teresa —. 'Dicen que Terelu se ha portado como una campeona, y es cierto. La niña está sana y muy bien'.Por su parte, la feliz mamá declaraba a la salida de la clínica en compañía de Alejandro:'Estoy muy bien y la niña también. Es muy buena. Ya toma su biberón y me dicen que en el nido pasa las noches tranquila. Ya veremos luego en casa'.

Más sobre: