La denuncia interpuesta por Irma Gómez contra Fidel Albiac

Irma Gómez, la que fue niñera durante dos años de los hijos de Rocío Carrasco y Antonio David Flores, ha interpuesto en el juzgado número 6 de Alcobendas una denuncia contra Fidel Albiac acusándole de agredir físicamente a la hija de Rocío Jurado.

En los siguientes párrafos le trascribimos la denuncia, con fecha del viernes 4 de octubre:
"Denuncio a Fidel Albiac del Pino, que reside en la calle Olmos 162 de la Urbanización Valdelagua en la localidad madrileña de San Agustín de Guadalix.

Habiendo sido empleada del hogar en el domicilio de Rocío Carrasco y Fidel Albiac durante los siguientes periodos: desde noviembre del 99 a mayo del 2000, aunque regresaba de manera esporádica a la casa, siendo mi último día el 31 de julio de 2002.

Convivía con Rocío y Fidel en la misma casa cuando se produjeron los hechos de los malos tratos de Fidel hacia Rocío Carrasco:
- Los malos tratos que yo presencié eran tanto físicos como psíquicos.
- Fidel le agredía físicamente, le insultaba, le ponía en más de una ocasión la zancadilla para que se cayera, le daba cachetadas, la provocaba para irritarla, le humillaba, la menoscababa psicológicamente.
- Esto lo hacía de manera cíclica, no pasaba mes y medio sin que se produjera uno de esos ataques que generalmente de originaban a raíz de cambios de humor por parte de Fidel al leer alguna declaración en relación a su persona en algún medio de prensa.
- Fidel le llamaba retrasada mental, mongola, en los casos en los que ella no opinaba como él, y en dos ocasiones, a raíz de estas discusiones, teníamos que coger a los niños y marcharnos a casa de la madre. En las dos ocasiones era evidente que había sido objeto de agresiones físicas, porque así lo demostraba el morado que tenía en el ojo o su ligera cojera al andar.
En una de estas veces que salimos en dirección a La Moraleja supuestamente él tenía que marcharse con sus cosas y abandonar la casa.
En una ocasión, en una de las discusiones, cuando vivíamos en el Encinar de los Reyes, tuve que tirar una televisión destrozada, tres láminas del somier y una caja de cartón en la que había ropa de Fidel cortada a trocitos pequeños el día anterior, noche en la que vino a la casa Rocío Jurado y como bien recordará ella no la dejaron subir al piso. Lo del Encinar fue posterior al accidente de tráfico.

Yo fui testigo de las peleas, broncas y malos tratos porque estaba en la misma casa de Rocío y Fidel".

Más sobre: