Paloma Cuevas: 'Ser mujer de torero es difícil pero me casé con Enrique sabiendo la profesión que tenía'

"Ser mujer de torero -continuaba Paloma- es muy difícil porque son muchas horas de soledad y también muchas horas de miedo e incertidumbre hasta que te llaman pero bueno yo me casé con él sabiendo la profesión que tenía". Ha sido el percance más grave que el diestro ha sufrido en su vida y Paloma recordaba así los 2002-06-25,ponce: "Lo he pasado mal. Pero delante de él no lo quería mostrar. Gracias a mi suegra que también ha estado aquí en todo momento. Yo tenía que transmitirle a él tranquilidad. Enrique es una persona excelente, buenísimo y siempre dando ánimos a la familia.".

’Es su profesión y a él le hace feliz’
"Cuando despertó -continuaba Paloma- yo le decía que estuviera muy tranquilo que iba a salir todo fenomenal que íbamos a estar todos a su lado y que le íbamos a cuidar mejor que nunca". La bella joven cuando se le preguntó sobre una posible retirada de su esposo dijo: "Me gustaría mucho. Pero es su profesión y a él le hace feliz".

"Ahora mismo tiene que descansar y estar relajado. Tiene las costillas fracturadas y hay que esperar a que se recupere. Semanalmente tiene que venir a hacerse análisis de momento estaremos aquí y luego ya veremos..."

Paloma, al igual que había hecho su esposo, quiso agradecer antes de regresar a su casa el apoyo que ha recibido estos días: "Tengo que agradecer las continuas muestras de cariño que Enrique ha recibido estos días. Han mandado cartas, telegramas, han llamado. No sabéis lo que ayuda en estos momentos sentir que la gente te apoya".

Más sobre

Regístrate para comentar