Enrique Ponce será dado de alta en las próximas horas

Enrique Ponce evoluciona satisfactoriamente del grave percance que sufrió el pasado día 23 de junio en la plaza de toros de León, aunque sigue teniendo "las defensas bajas" como consecuencia de la sangre que perdió. Según el equipo médico que le atiende, si no surgen complicaciones, será dado en las próximas horas.

'Paloma tomó la decisión acertada de trasladarme a Madrid'
El diestro se recupera en la clínica madrileña de la Zarzuela junto a su esposa, Paloma Cuevas, que no se separa ni un momento de él y es su apoyo incondicional en estos difíciles momentos por los que atraviesa. "He vivido los momentos en los que más cerca he visto la muerte". Enrique Ponce comenta lo sucedido: "He pasado por momentos de extrema gravedad. Ahora sólo doy gracias a Dios porque los doctores que me atendieron en León le explicaron a Paloma que allí no había especialistas. Y fue ella quién tomó la decisión acertada de trasladarme a Madrid. Me estaban salvando la vida, ya que poco después me sobrevino una crisis que allí, en León, no la hubiera superado".

Pasada la situación crítica, el torero valenciano se encuentra más animado y va recuperando la calma: "Aún estoy muy molesto, sobre todo dolorido porque por el tema de las costillas no puedo dormir. También me encuentro anémico porque fueron cuatro litros de trasfusión de sangre los que me pusieron. Aunque ya voy durmiendo, comiendo y haciendo ejercicios de respiración. Por lo demás, las costillas se curan a base de paciencia y tiempo".

'Me gustaría estar recuperado el 25 de julio'
Después de este gravísimo percance, Enrique Ponce siente que ha vuelto a nacer y no, por ello, ha perdido las ganas de demostar a su afición que sigue siendo una gran figura del toreo. Pocos días después de la cogida, el diestro de Chiva ya piensa en su vuelta a los ruedos: "Me gustaría estar recuperado para el 25 de julio en Valencia. Me gustaría torear en mi tierra y seguir disfrutando de esta temporada que, a pesar de dos cornadas graves que llevo, está siendo muy buena y quiero acabarla igual de bien".

Enrique Ponce será dado de alta en las próximas horas y continuará su recuperación, en su domicilio junto a su esposa. Tras el susto, no para de repetirse a si mismo: "No me lo creo. Doy gracias a Dios constantemente".

Más sobre

Regístrate para comentar
Leer más