Decoración de interiores

Una casa de vacaciones en Ibiza para disfrutar en familia o con amigos

Mirando al mar y con seis habitaciones, esta vivienda es el refugio perfecto para el jugador italiano Fabio Borini, su mujer y todos sus invitados ocasionales o no.

Ibiza es uno de los destinos preferidos, por turistas españoles y del extranjero, no es ningún secreto. La isla posee un encanto especial, casi mágico, por sus calas, sus posibilidades de ocio (nocturno y diurno), sus puestas de sol, sus fiestas populares y por ese ambiente hippy, que la envuelve.

Segunda residencia

Por eso no es de extrañar que muchas personas la elijan para fijar allí su segunda residencia. Esto es lo que le ocurrió al jugador de la selección italiana y del Sunderland inglés, Fabio Borini, y a su mujer Erin. Ellos buscaban en Ibiza un lugar donde pasar sus veranos y desconectar de la rutina.

Casa Fabio BoriniVER GALERÍA

Mirando al mar

Erin y Fabio, junto a su bulldog francesa Narla, son grandes anfitriones y soñaban con una vivienda que se llenara de amigos y familiares. Y después de buscar encontraron su casa idea: 500 metros cuadrados, distribuidos en tres plantas, con dos terrazas y un jardín con piscina. Situada en una cala, desde ella se puede contemplar el mar y disfrutar de la apacible vida ibicenca. Cumplía todos los requisitos para convertirse en refugio de la pareja. Además, se establecieron con seis habitaciones con cuarto de baño, lo que hace que todos los invitados se sientan cómodos y a gusto. La interiorista Natalia Zubizarreta fue la encargada de adaptar el proyecto a las necesidades de la joven pareja que buscaba diferenciarse del tradicional estilo ibicenco y conseguir un ambiente apto para todo tipo de públicos. Mientras que de las arquitectura y la reforma, en general, se encargó la Constructora ISIS.

Casa Fabio BoriniVER GALERÍA

Interiores modernos y acogedores

Querían una vivienda cálida en tonos neutros –piedras, blancos, grises, negros…–. Siempre alejados de cualquier toque de color estridente, ya que querían un estilo sofisticado, que no cayera en excesos. En todo momento, interiorista y propietarios trabajaron para que la vivienda transmitiera paz y fuera tan acogedora que todo el que entrara en ella no quisiera marcharse de nuevo. Cada detalle de la vivienda está cuidado al máximo y da respuesta, tanto a las necesidades de los propietarios como a sus gustos. La estructura se muestra desnuda (hormigón y hierro) en algunas zonas de la casa, en otras, las paredes se revisten de sofisticados porcelánicos de gran formato que simulan mármoles Calacatta. Las oscuras carpinterías se combinan con ligeros toques de latón en luminarias y detalles decorativos. Materiales de gran calidad y una cuidada iluminación marcan la diferencia.

Casa Fabio BoriniVER GALERÍA

Decoración con mimo

Las carpinterías y materiales de la construcción, la ropa de cama y los pequeños detalles decorativos se han cuidado para conseguir una casa cómoda, que se adapte a sus moradores, incluso parte del mobiliario se diseñó a medida.

Casa Fabio BoriniVER GALERÍA

Y no se ha dejado nada al azar. Así, la vivienda está totalmente domotizada, dispone de aire acondicionado, calefacción radiante y un completo equipo de sonido ya que Fabio dejó muy claro que esta era una de sus prioridades técnicas.

Más sobre

Regístrate para comentar
Leer más