10 FEBRERO 2010

Cómo fabricar una lámpara

Te enseñamos a construir este práctico accesorio decorativo con dos tubos y una piedra

Ampliar
Para doblar los tubos utiliza un taco redondeado de madera. (Foto: Espasa) 
El bricolaje es un campo de creación prácticamente ilimitado. Una simple piedra, un par de tubos de cobre y un mínimo de elementos de electricidad básicos pueden servirnos para mucho más de lo que imaginamos. No existe más límite que el marcado por nuestra imaginación para diseñar una original lámpara.

Para realizarla, necesitarás las siguientes herramientas: brocas, taladro, destornillador, pelacables, tijeras, pistola de encolar, barras de cola, piedra natural, tulipas, tacos de madera, tubos de cobre, bombillas, portalámparas, interruptor, enchufe, cable, regleta y varilla roscada.

Preparando el material
Para perforar la piedra, usaremos tres brocas de distintos diámetros con el fin de abrir agujeros guía y evitar partir la piedra. El primer agujero será de 4 mm; sobre los agujeros guía realizaremos dos agujeros de 9 mm, por donde más tarde introduciremos los cables y el tubo que sujetará las lámparas.

Para embutir el tubo de cobre en la piedra realizaremos, en los agujeros de 9 mm, un agujero de 12 mm a media profundidad.

El tubo de cobre llevará forma curva; para ello, haremos palanca sobre el taco de madera redondeado que, previamente, habremos fijado a la mesa. A continuación, embutiremos las varillas roscadas a ambos extremos del tubo aplicando cola con la pistola de encolar.

Colocando los casquillos
Todo el material para el montaje de la lámpara está listo, sólo faltan las conexiones eléctricas. Nos aseguraremos de que el cable paralelo que usemos reúne las cualidades para nuestra lámpara.

Introducir el cable puede resultar difícil; para facilitar el trabajo podremos insertar un cable medianamente rígido que nos sirva de guía. Una vez introducido a través de los tubos y la piedra, insertaremos las bases de los casquillos, enroscándolos en los rilos.

Colocaremos los casquillos con las conexiones eléctricas limpias, sin hilos de cobre sueltos. Concluiremos esta parte del trabajo enroscando el protector o sujeción aislante.

El montaje final
En la parte inferior, a la salida de los orificios practicados en la piedra, realizaremos una conexión en paralelo. Los terminales seleccionados irán conectados a los bornes del interruptor.

Finalmente, conectaremos el extremo del cable a la clavija que a su vez va conectada a la red, tarea que haremos usando el pelacables o unas tijeras (siempre y cuando tengamos mucho cuidado).

Antes de colocar la tulipa, comprobaremos el correcto funcionamiento del sistema eléctrico.

¿Crees que fabricar tus propios muebles es una buena idea o, por el contrario, una pérdida de tiempo? Visita nuestro foro
- - -

Dale "Me gusta" a nuestra página de ¡HOLA! en Facebook

Más noticias sobre...

Recomendaciones



Horóscopo