cloud_eggs_t

Tendencias 'gastro': ¿aún no sabes qué son los 'Cloud Eggs'?

Su traducción en castellano sería algo así como 'Huevos nube' y se presentan como el 'nuevo objeto de deseo foodie' que triunfa en Instagram. Su fotogenia es, sin duda, incuestionable, pero… ¿hay algo más detrás de su apetecible aspecto?, ¿son los Cloud Eggs tan sanos y poco calóricos como parecen?, ¿qué receta debo seguir si me animo a prepararlos en casa?... ¡Te lo contamos!

Si hace algo más de un año os contábamos lo que por aquel entonces era la (enésima) 'revolución foodie' de Instagram (esto es, aquel ‘no-pan’ denominado Cloud bread), parece que las recetas con esponjoso aspecto de nube 'atacan de nuevo' en las redes sociales.

En esta ocasión se trata de los llamados Cloud Eggs, o lo que es lo mismo, los ‘Huevos nube’ (el hashtag #cloudeggs cuenta ya con miles de publicaciones y su popularidad va in crescendo).

eggs_cloud_berry_

Pero, ¿qué ha hecho que esta receta se haya ganado el favor de los usuarios de la red social fotográfica por excelencia? No siempre es fácil detectar el origen de una tendencia. De hecho, muchas veces es algo transversal, que atañe a distintos factores. Lo que sí podemos decir es que, al menos, a diferencia de aquel Cloud bread (un pan que en realidad tenía poco de pan), el ingrediente fundamental de los Cloud Eggs sí que son huevos 'reales' (uno de los alimentos más saludables de la cesta de la compra), y que su receta básica se presenta como una alternativa poco calórica, dado que su preparación, al horno, prescinde de grasas.

¿CÓMO PREPARARLOS?

En realidad, cocinar unos Cloud Eggs básicos no puede ser más sencillo. Sin ir más lejos, algunas de las fotos que figuran en Instagram van acompañadas de su correspondiente receta detallada. También en plataformas como Youtube abundan los vídeos donde muestran su modo de elaboración. Ten en cuenta, eso sí, que, según la receta con la que te topes, podrán existir algunas pequeñas variaciones en relación al tiempo y temperatura de horneado

cloud_eggs_lisa_

A continuación te ofrecemos, a modo de ejemplo, una receta con el paso a paso para la preparación de cuatro Cloud Eggs:

1. Forra una bandeja con papel de horno.

2. Separa las claras de las yemas de cuatro huevos grandes, que habrás sacado de la nevera previamente, con tiempo para que se atemperen. Reserva las yemas.

3. Monta las claras de los huevos (como si fueras a hacer merengue). Una pizca de sal te ayudará a que monten mejor.

4. Coloca las claras en la bandeja de horno en cuatro ‘montones’ más o menos iguales, a los que daremos forma de nido (con un hueco/hendidura en el centro, donde posteriormente colocaremos las yemas).

5. Hornea las claras a punto de nieve 3 o 4 minutos a unos 220ºC de temperatura.

6. Saca la bandeja, coloca cada yema de huevo en el centro de cada nido -en el huequito que habíamos formado previamente. Si quieres, salpimenta la yema.

7. Hornea otros 3 minutos (el tiempo irá un poco en función de lo cuajada que te guste la yema) y… ¡listo!

Variantes: Si te apetece, puedes ‘customizar’ las claras (una vez montadas y antes de formar los ‘nidos’) con los toppings que quieras, añadiendo, por ejemplo, queso rallado, taquitos de jamón dulce o serrano… ¡Es cuestión de imaginación!

cloud_eggs_tomato_

UN 'BRUNCH' DIFERENTE

Una vez saques del horno los Cloud Eggs puedes disfrutarlos o bien solos, o bien (tal y como ocurre con los huevos escalfados, fritos, etc) como ingrediente de otras preparaciones. No obstante, quizá su uso más extendido (al menos, así lo muestra Instagram) es colocarlos sobre unas tostadas de pan, presentándose así como una alternativa diferente a la hora del desayuno o del brunch del fin de semana. ¿Dará esta receta el salto de las redes a las cartas de los restaurantes más trendy, o todo quedará en una 'gastro-moda' más? El tiempo dirá…

cloud_eggs_melinda_

'Salón de Gourmets': ¿qué tendencias 'gastro' hemos detectado?

Más sobre

Regístrate para comentar