¿Cómo preparo un 'ketchup' casero?

Te enseñamos a elaborar en tu propia casa esta popular salsa a base de tomate, resultando así más saludable

El ketchup más famoso del mundo, esto es, el de la firma Heinz, fue embotellado y vendido por primera vez allá por 1876. Una salsa agridulce a base de tomate y diversas especias, con tal acogida en EEUU que, con el tiempo, fue convirtiéndose incluso en un referente cultural del país. Tanto es así que, en la actualidad, el ketchup es un condimento presente en más del 90% de los hogares estadounidenses sólo por debajo de la sal, el azúcar o la pimienta.

ketchup_casero_

Una ‘pasión’ por esta salsa que, debido a la influencia de EEUU en el resto del planeta, se ha ido contagiando a otros muchos países. En España, por poner un ejemplo, es hoy día mucho más frecuente ver cómo niños y adultos aderezan con ketchup sus hamburguesas, perritos, o patatas fritas que hace sólo unas décadas.

El problema es que, aunque muy sabrosa, se trata de una salsa con bastantes calorías de la que no conviene abusar (debido a su contenido en azúcares). Además, en su versión ‘industrial’, suele contar con la presencia de distintos conservantes, así como de tomate concentrado en lugar de natural. Por eso, hoy te proponemos una receta para elaborar un ketchup casero con el que condimentar tus platos de forma más saludable. ¡Toma nota!

Ingredientes:

-1 kg de tomates maduros
-El zumo de una naranja
-½ vaso de azúcar
-½ vaso de vinagre
-1 clavo de especia
-Una pizca de jengibre rallado
-6 u 8 semillas de cilantro
-Sal
-4 cucharadas soperas de aceite de oliva virgen

Preparación:

Pelar y trocear los tomates. En una cazuela con un fondo de aceite, verter los tomates. Agregar el zumo de naranja, el azúcar, el vinagre y las especias. Dejar cocer lentamente durante 45 minutos. Verter caliente en tarros de cristal previamente hervidos. Conservar en la nevera. Si se prefiere se puede triturar.

Más sobre

Regístrate para comentar