Michelle Dockery, Mary en 'Downton Abbey': 'Ella no es tan cariñosa como lo sería yo con un bebé'

Su personaje se estrena en su papel como madre en los nuevos capítulos de la cuarta temporada

En la cuarta temporada de Downton Abbey, uno de los personajes principales atraviesa sin duda uno de sus trances más delicados. Michelle Dockery se mete de nuevo en la piel de Lady Mary Crawley, que llora en estos capítulos la pérdida de su marido Matthew y que no acaba de encontrarse cómoda en su papel como madre. La actriz ha hablado de los dos preciosos gemelos que interpretan a George, su hijo en la ficción, y de lo mucho que ha tenido que contenerse para no hacerles miles de carantoñas durante el rodaje.

 

VER GALERÍA

“Mary no es tan cariñosa como yo lo sería con un bebé y me resultó realmente difícil. Quería abrazarles, pero Mary es práctica y ese es el tipo de madre que es”. El nombre de George fue escogido, aparentemente, como un guiño a George V, ya que lo eligieron meses antes de que los Duques de Cambridge anunciaran el nombre de su primogénito.
Michelle revela que su personaje va aumentando su instinto maternal a medida que avanza la trama. “Se vuelve más cariñosa y establece más lazos con el niño. Al principio, le recuerda a Matthew cada vez que le mira”. La actriz admite que echa de menos a Dan Steves, que interpretaba el papel de Matthew y que falleció en un accidente de coche en uno de los capítulos de la pasada temporada.

Dan decidió abandonar la serie para dedicarse a otros papeles. La actriz, a la pregunta de si le entristece no seguir interpretando a una familia feliz en la pantalla, respondió. “Supongo que no era lo que esperaba. Pero por mucho que me preocupara comenzar con ello, el guión ha cambiado y le ha dado a Julian Fellows (creador de la serie) una oportunidad para llevar a los personajes a otra situación diferente”.

 

VER GALERÍA

 

Viuda y con un hijo, Mary atraerá la atención de tres pretendientes durante esta temporada. El elegante Lord Gillingham, interpretado por Tom Cullen, Evelyn Napier, interpretado por Brendan Patricks, y Charles Blake, interpretado por Julian Ovenden. Al principio “choca” con Charles Blake, tal y como revela el productor ejecutivo de la serie, Gareth Neame. “Blake es alguien que no le gusta. Él tiene un pensamiento moderno, pero no comparte el sentimentalismo familiar acerca del pasado”.  

 

VER GALERÍA

 

En la vida real, Michelle sale con el irlandés John Dineen, a quien conoció a través de su compañero de reparto Allen Leech (interpreta a Tom Branson), aunque no desfiló con él por la alfombra roja de los pasados premios Emmy. En dichos galardones, a pesar de que la ficción contaba con más de una decena de nominaciones, se fue con las manos vacías. No logró alcanzar un éxito que sí se ha logrado con la emisión de la cuarta temporada en el Reino Unido. Un total de 11,8 millones de espectadores siguieron el devenir de la familia, que volverá a la pequeña pantalla en una quinta temporada.

Más sobre: