'MasterChef' recuerda a su compañero fallecido, el cámara Mario Biondo y Raquel Sánchez Silva agradece esta muestra de cariño en Twitter

La emisión del programa número 9 del programa de talentos culinarios de Televisión Española, 'MasterChef', sintió ayer como nunca una gran ausencia, la de Mario Biondo, marido de Raquel Sánchez Silva y cámara del programa, fallecido de forma repentina el pasado jueves y que el reality no dudó en rendirle un merecido homenaje a su desaparecido compañero.

 

null



El programa se emitió con normalidad, pero al llegar a su final, una imagen del cámara inundó la pantalla acompañada por este mensaje: "En memoria de Mario Biondo". Su mujer, la inconsolable presentadora Raquel Sánchez Silva, a quien aún le cuesta que creer que Mario ya no esté, no dudó en agradecer este gesto del programa a través de su perfil de Twitter donde escribió estas emotivas palabras: "Gracias a @MasterChef_es por el recuerdo a Mario y a su amor por este programa!!. Os quiero mucho. Gracias por todo vuestro amor. Me ayuda tanto".

 

Con la imagen de Mario aún en la retina y con la profesionalidad que siempre demostró detrás de las cámaras, no solo en este programa, sino en todos los que trabajó, se emitió la novena entrega del programa, que batió un nuevo récord de audiencia desde su estreno, con 3.707.000 espectadores y un 19,5 por ciento de cuota share.

Y es que cada vez son menos, el nivel altísimo, la emoción palpable y los jueces más exigentes. Ayer, la clave estaba en el amor y algunos lograron ser muy “amorosos” a la hora de ponerse frente a los fogones y otros no. Los aspirantes tenían que cocinar un plato que transmitiera amor absoluto con el que agasajarían a sus seres más queridos y el que lo consiguiera tendría como recompensa visitar a su familia y cocinar para ellos después de estar ya 8 semanas fuera de sus casas.

 



Tras recibir los cariñosos mensajes de sus familiares y amigos, quienes no dudaron en enviar sus mejores deseos a los concursantes, todos se pusieron manos a la obra, sin embargo, solo Eva logró conquistar el exigente paladar del jurado y viajar así hasta su Córdoba natal y reunirse con los suyos, quienes la recibieron como una auténtica ganadora.

Mientras tanto Cerezo, Clara, Fabián, José, Juan Manuel y Maribel hicieron las maletas para seguir conociendo la riqueza gastronómica de España y se trasladaron hasta Valencia para demostrar sus dotes culinarias con el arroz. Formados en dos grupos, el primero de ellos capitaneado por Maribel y compuesto por José y Clara cocinaron una paella de mariscos y el segundo grupo dirigido por Fabián y formado por Cerezo y Juan Manuel, quienes prepararon una paella de carne, con las que tuvieron que agasajar a los presidentes y maestros de las fallas ganadoras en 2013, quienes decidieron que el plato realizado por el grupo de Fabián era el mejor, llevando ,por consiguiente, a la eliminatoria al grupo de Maribel, quien tras ponerse de nuevo tras los fogones acabó despidiendo del reality a Clara, quien no convenció al jurado con su guiso tradicional.

 



La nota de humor volvió a correr a cargo de los jueces, Jordi Cruz y Pepe Rodríguez, quienes volvieron a enzarzarse en una guerra de sartenes, retándose entre ellos a cocinar una paella. Jordi eligió la de carne y Pepe la de mariscos. ¿Cuál ganó? Difícil saberlo ya que la otra miembro del jurado, Samantha Vallejo-Nágera y la presentadora del programa, Eva González, se chuparon los dedos con las dos.

Más noticias sobre...

Más noticias

Últimos comentarios

Esta es la opinión de los internautas, no la de hola.com. No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema