Rosa Benito, una imbatible superviviente en la isla que cada semana arrasa en audiencia

Supervivientes sigue batiendo récords, y por eso Telecinco se ha propuesto sacarle el máximo partido. A pesar de pensar que la audiencia se vería afectada por la marcha de Kiko Rivera, uno de los favoritos, nada más lejos de la realidad. Los telespectadores ya tienen su nueva favorita y esta no es otra, que Rosa Benito, quien cada día gana más adeptos.

Si la semana pasada la mujer de Amador Mohedano, hermano de Rocío Jurado, se convertía en la protagonista de la gala al vivir un apasionado y romántico encuentro con su marido, en la emisión del programa de ayer, Rosa volvió a demostrar su imbatibilidad, ya que a pesar de estar nominada junto a Sonia Monroy y Toni Genil, fue este último el que tuvo que hacer las maletas y marcharse de la isla. Con el rostro mucho más relajado y con una sonrisa de oreja a oreja, la cuñada de Ortega Cano suspiró aliviada al ver que seguiría viviendo su particular aventura en Honduras. ‘Gracias, España, gracias’ dijo Rosa puesta de rodillas al ver que su nombre no era el elegido para abandonar la isla.

null

Y mientras Rosa agradecía emocionada el cariño de la audiencia, Amador, en el plató de Supervivientes, volvía rememorar el reencuentro con su esposa, calificándolo de "experiencia inolvidable". Sin dudas sobre el amor que se profesan, Mohedano confesaba: "Cuando nos miramos me di cuenta que mi mujer me sigue queriendo". Y tanto se siguen queriendo que una vez que finalice el reality, Rosa y Amador renovarán sus votos matrimoniales, afianzando así su consolidada historia de amor. Por eso, el hermano de Rocío Jurado entregó a su mujer, un anillo, firmando así de nuevo su compromiso. "El anillo es de brillantes, tiene cinco corazones de brillantes, y de oro blanco, así el vale su dinerito" confesaba Amador, quien desea que Rosa regrese pronto de la isla, aunque también espera que se proclame vencedora.

null

Pero tras rememorar este ya inolvidable encuentro, la tranquilidad de la colaboradora de Sálvame, duró bien poco, pues minutos después de “salvarse” volvió a salir nominada, esta vez junto a y Jessica Bueno y Sonia Monroy, la eterna nominada. Pero antes de esto, llegó la despedida de Toni Genil, quien tras felicitar a sus competidoras, fue felicitado por el propio Jorge Javier, por su trayectoria en el reality. "Te damos las gracias por tu entrega, por saber lo que significa estar en un programa de televisión, habernos hecho pasar tantísimos momentos agradables y ojalá todos aprendiésemos un poco de lo que significa ser un showman, desde España, este aplauso es para ti" afirmaba el conductor del programa silenciado por los aplausos del público.

Una semana más, y casi como desde su comienzo, Supervivientes volvió a convertirse en líder de audiencia sobrepasando el 30 por ciento de share, llegando así al 30,8 por ciento. Y poco a poco y paso a paso, entre discusiones, huelgas de hambre, enfrentamientos, amor y una gran dosis de aventura, Supervivientes va perfilándose hacia su final, aunque aún queda mucha tela por cortar.

Más sobre: