Antonio Banderas se compra un ático en Málaga

Tras el anuncio de su divorcio, Melanie Griffith sigue luciendo su anillo de casada en Los Ángeles, mientras que el actor supervisa las obras de reforma de su nueva casa

La separación de Melanie Griffith y Antonio Banderas no ha dejado de sorprender. A pesar de los constantes rumores de crisis, formaban uno de los matrimonios más sólidos y estables de la meca del cine. Sin embargo, “las diferencias son irreconciliables”, tal y como ha expresado Melanie en la solicitud de divorcio.

VER GALERÍA



Sus vidas se han separado y ahora Antonio Banderas planea vivir más tiempo en Málaga, su ciudad natal. El actor está reformando una nueva casa en la ciudad andaluza, donde vive su madre, doña Ana, algo delicada de salud. Se trata de  un ático, que contará con un ascensor independiente y  espectaculares vistas al museo Picasso y la Alcazaba, desde donde además podrá seguir algunas de las procesiones de Semana Santa, de las que es un fiel devoto y cofrade.

En esta nueva vivienda el actor piensa colocar toldos en la azotea y una ‘lámina de agua’, además de un casetón para un ascensor independiente al de la comunidad, según fuentes que han visto el expediente. La comunidad de propietarios le ha cedido el uso de la azotea al actor y sólo a él, ya que si la casa se vende el siguiente propietario tendrá que negociar con la comunidad que preside Pablo Atencia, vinculado de siempre a la Cofradía de Estudiantes.

VER GALERÍA



Antonio Banderas estuvo recientemente supervisando las obras de su nueva vivienda acompañado de su hermano Javier. Los dos caminaron por las zonas colindantes al ático, como dos viandantes más. Con la construcción de esta casa, el actor afianza todavía más su relación con la ciudad ya que la residencia habitual de la que disfruta siempre que viene la tiene en la exclusiva urbanización de Los Monteros, en Marbella. Banderas pasará largas temporadas en España, ya que sus próximos proyectos están en nuestro país. El actor protagonizará la nueva película de Carlos Saura, 33 días, basada en los días que tardó el pintor malagueño Pablo Picasso en crear su obra más conocida, El Guernica.

VER GALERÍA



Entretanto, Melanie Griffith prosigue su vida en Los Ángeles, tal y como la hemos visto estos días, donde su hija Dakota Johnson está a punto de convertirse en una gran estrella gracias a Cincuenta sombras de Grey. Con una tímida sonrisa y algo cabizbaja, Melanie, de 56 años, ha sido fotografiada luciendo el anillo de boda y el tatuaje en el brazo con el nombre de Antonio dentro de un corazón. Tal y como señalaron en un comunicado han optado por separarse con "cariño y amistosamente" y "respetándose mutuamente" así como a su familia, amigos y honrando el tiempo que han pasado juntos. Al parecer y según fuentes cercanas a la pareja, la decisión ha sido muy meditada y querían mantenerla en secreto hasta que la hija de ambos cumpliera 18 años el próximo mes de septiembre.

Más sobre

Regístrate para comentar