Penélope Cruz, protagonista del primer tuit de ¡HOLA!

Con motivo del octavo aniversario de Twitter, rescatamos el primer mensaje de ¡HOLA! en la red social

Una nueva red social comenzaba a abrirse paso lentamente en el año 2006. Con un límite de 140 caracteres, los usuarios descubrían una nueva forma de interactuar virtualmente y compartir sus experiencias en el mundo desconocido e intrigante que se abría tras un simpático pajarito azul. Ocho años después, palabras como 'retuit', 'trending topic' o 'hashtag'  forman parte de nuestro vocabulario, y más de 500 millones de usuarios avalan la que ya se ha convertido en una de las redes sociales más populares. Twitter tiene mucho que celebrar en su octavo aniversario, y ha querido festejarlo creando una sencilla aplicación que ha revolucionado la red social en las últimas horas: una herramienta que permite rescatar el primer tuit de sus usuarios. 

 

nullVER GALERÍA

 

El primer mensaje de hola.com en esta red social fue, sin duda, un tuit 'de cine'. En el año 2009, Penélope Cruz era recibida con grandes ovaciones en el Festival de Cine de Cannes, radiante con un vestido Chanel color marfil durante la presentación de la película Los abrazos rotos. La actriz brilló esa noche en Cannes, y nos dejó tan impresionados que protagonizó también el estreno de la cuenta de Twitter de ¡Hola!.

 

 

Cinco años después, la cuenta de ¡HOLA!, que comenzó su andadura como @holacom'en lugar de la actual '@hola', cuenta con más de 900.000 seguidores. Después de aquel primer tuit sobre Penélope Cruz han sido más de 86.000 mensajes los que han sido publicados en la red, un número que haría imposible remontarse al primero de no ser por esta aplicación.  

La nueva herramienta también nos permite recuperar los primeros tuits de los famosos, que con más o menos acierto han ido adentrándose también en esta red social. Así descubrimos el primer mensaje de Cameron Díaz, que tan sólo a finales del año pasado aterrizó en el mundo de los 140 caracteres con un divertido mensaje. Más acertados estuvieron el músico Paul McCartney, que se incorporó deseando "buenas noches" a Nueva York, o el piloto español Fernando Alonso, quien captó enseguida la gran utilidad que iba a tener esa nueva red social para los personajes públicos como él.



 

 

Pero no solo las celebridades han querido unirse a la fiebre tuitera. Políticos y miembros de la realeza también han creado sus propias cuentas de Twitter. En 2007 Barack Obama, entonces senador por Illinois, aprovechaba su primer tuit para pedir firmas por el fin de la Guerra de Irak. Un año después vencía en las elecciones presidenciales al senador republicano John McCain, quien publicó poco después de su derrota un sencillo primer tuit en la red que indicaba que estaba "trabajando en el Capitolio". Incluso el papa Benedicto XVI se animó a unirse a Twitter, convirtiéndose en el primer pontífice tuitero y protagonizando uno de los primeros tuits más comentados, aunque la cuenta no disparó su popularidad hasta la llegada del papa Francisco.





 

Más sobre: