Michael Douglas sigue llevando su alianza de casado

Tras confirmarse que se había tomado un tiempo con Catherine Zeta-Jones, el actor reapareció en el Festival de Cine Americano de Deauville

Michael Douglas sigue llevando su alianza de casadoVER GALERÍA


Hace tan solo unos días, la revista People confirmó que Michael Douglas y Catherine Zeta-Jones viven separados aunque de momento no han iniciado los trámites de divorcio. "Se están tomando un descanso", aseguraron dos fuentes muy cercanas a la pareja.  Sin embargo, el actor sigue luciendo en el dedo anular de su mano izquierda su alianza de boda.

Douglas acudió anoche a la inauguración de la 39 edición del Festival de Cine Americano de Deauville y todas las miradas se posaron sobre su alianza. El actor evitó hacer cualquier tipo de declaración y únicamente se centró en la presentación de su nueva película, Behind the Candelabra, del célebre Steven Soderbergh, director de la oscarizada Traffic y la taquillera Ocean's Eleven.

"Quiero dar las gracias a Steven por esperarme. Mi cáncer obligó a retrasar los planes de la película y él me esperó. Le estaré eternamente agradecido", declaró. "La gente ha sido muy amable preguntándome cómo estoy. Bueno, me he puesto un traje esta noche -uno que ni siquiera puedo abrocharme- así que todo debe de estar bien", concluyó.

Michael Douglas sigue llevando su alianza de casadoVER GALERÍA


Behind the Candelabra
, que se presentó fuera de competición en la última edición del Festival de Cannes, indaga sobre la relación secreta entre el virtuoso y excesivo pianista Liberace, interpretado por Douglas, y su joven amante, al que da vida Matt Damon.

Desde el pasado 22 de abril, el actor y Catherine Zeta-Jones no han sido fotografiados juntos. Se casaron en el año 2000 y durante los últimos tres años han tenido que enfrentarse a difíciles episodios en su vida. Michael Douglas ha ganado la batalla a un cáncer de garganta, mientras que la actriz ha tenido que ser ingresar en varias ocasiones para tratar  su trastorno de bipolaridad. Al margen de lo que ocurra, una persona cercana a la familia asegura que "ellos quieren lo mejor para los niños”. Los actores son padres de dos niños, Dylan, de 13 años, y Carys, de 10.

Más sobre

Regístrate para comentar