El primer baño de Carlos, el bebé de Carlos Moyá y Carolina Cerezuela

La familia al completo disfruta de sus vacaciones de verano en Ibiza

La actriz Carolina Cerezuela y su marido, el ex tenista Carlos Moya, han puesto rumbo a Ibiza para comenzar sus vacaciones de verano. El feliz matrimonio disfrutó de una jornada de playa en compañía de sus dos hijos, Carla y Carlos, acompañados por la madre de Carolina, Josefina Gil. Todos juntos disfrutaron de un baño a la orilla del mar, donde pudimos ver a la pareja volcada en los más pequeños, Carla, que el próximo mes de agosto cumplirá tres años, y Carlos, de apenas seis meses.


Carolina Cerezuela y Carlos Moyá con sus hijosVER GALERÍA



Carolina quiso inmortalizar el momento y no dejó de hacer fotos a sus hijos, en especial a Carlos, ya que se trata de su primer verano y tal vez uno de sus primeros baños en el mar. En esta jornada de playa y sol comprobamos que Carlos no se separó del benjamín de la familia, al que tuvo cogido en sus brazos, mientras Carolina le hacía fotos y cuidaba de Carla, con la que también estuvo haciendo algunas fotografías para inmortalizar este día tan especial en familia. El pequeño Carlos llegó al mundo el en una fecha mágica el 12 del 12 de 2012. Tan solo seis meses después de aquel día, la intérprete de Camera Café ya puede volver a presumir de cuerpazo, pues ya tiene la silueta que lucía antes de quedarse embarazada por segunda vez. Tras el chapuzón, la familia se dirigió a un barco a bordo de una zodiac.


Carolina Cerezuela y Carlos MoyáVER GALERÍA



Al ver las imágenes forman una familia feliz, pues a ambos les encantan los niños, y como ya han manifestado en más de una ocasión, desean ser padres de familia numerosa. Además, tal y como confiesa Cerezuela, los dos cuidan por igual a sus hijos. “Carlos no me ayuda con los niños, Carlos cría a sus hijos al igual que lo hago yo, compartimos las tareas”. La pareja, que se dio el 'sí, quiero' el 7 de julio de 2011 en Mallorca, es el mejor ejemplo de un matrimonio feliz y cada vez que se les ve juntos no hay duda de que están hechos el uno para el otro.

Más sobre: