Ana Milán y Fernando Guillén Cuervo, confidencias al oído y pura complicidad en Madrid

Los actores trabajan juntos desde hace dos meses en la obra de teatro 'Wilt'

nullVER GALERÍA


Dicen que la cara es el espejo del alma, y en el caso de Ana Milán y Fernando Guillén Cuervo, sólo hay que ver sus sonrisas para demostrar lo felices que están. Después de ser fotografiados hace unos días dando un romántico paseo por las calles de la capital, los actores cumplieron un día más con su 'cita' con su público madrileño en el Teatro Bellas Artes con la obra Wilt.

Confidencias al oído, sonrisas, gestos de cariño... En definitiva, los actores derrocharon complicidad ante las cámaras de los fotógrafos junto a sus compañeros de reparto, Ángel de Andrés, Koldo Losada y Aitziber Garmendia, con los que anoche celebraron una función de lo más especial, ya que todos aquellos espectadores que acudieran al teatro con una muñeca hinchable recibirían de forma gratuita dos invitaciones para ver el espectáculo. "No sacrificaré ni un minuto de mi felicidad por el qué dirán. Sobre todo cuando el que juzga mi vida tiene su casa sin limpiar", escribía Milán en su perfil de las redes sociales este sábado.

nullVER GALERÍA


La actriz anunció el pasado mes de noviembre su inesperada separación de su marido, el director y realizador Jorge de Juan, tras apenas un año de matrimonio. Una ruptura que la actriz definió como "totalmente amistosa, de mutuo acuerdo y tomada por circunstancias personales que pertenecen a nuestra intimidad". Ahora, parece que Ana ha recuperado la sonrisa gracias a Fernando, que por su parte, también está separado de su mujer, Elena González,
con la que convivió quince años y tienen un hijo en común. También Milán es madre de un niño, Marco, de once años, nacido de su relación con Paco Morales.

Más sobre: