Nicole Kidman, una 'fair lady' en Australia

La actriz deslumbró con una espectacular pamela a juego con un elegante diseño en tonos blancos y negros, prácticamente idéntico al que lució Audrey Hepburn en aquella inolvidable película

null

 
¿Quién no se acuerda de la sensación que causó Audrey Hepburn interpretando el personaje de Eliza Doolittle en My Fair Lady? Aquella inocente, soñadora, bella y elegante mujer ha vuelto a cobrar vida en la última aparición pública de Nicole Kidman, que puso rumbo a Australia para disfrutar de unos días en compañía de su familia. Después de verla subirse a un avión privado con destino a Melbourne acompañada de sus padres Anthony y Janelle Kidman, la protagonista de Moulin Rouge acudió a las carreras de caballos que se celebran cada año en el hipódromo de Flemington.

Radiante y derrochando elegancia, Nicole, de 45 años, deslumbró con un ajustado vestido de encaje y lazo en tonos blancos y negros, obra de su buena amiga L'Wren Scott, y prácticamente idéntico al que lució Hepburn en aquella inolvidable película, que combinó con una espectacular pamela del reconocido diseñador de sombreros Stephen Jones. 
 


De lo más risueña y simpática, Kidman paseó por las instalaciones del hipódromo ante las miradas y flashes de muchos de los asistentes que no podían creerse que estuvieran viéndola en carne y hueso. "Estoy muy feliz de estar aquí. ¡Me encantan las carreras de caballos! En años anteriores había estado en las de Randwick, pero nunca había venido a las Melbourne, así que valió la pena el viaje", confesó.

Nicole se desprendió por unas horas de su caracterización de la siempre recordada princesa Grace y dejó apartados los guiones de la película, que sin duda está siendo uno de los trabajos más importantes de su vida. "Estoy muy concentrada en el papel e intentando hacer todo lo posible por interpretar como se merece a esta maravillosa mujer", aseguró. Dirigido por Olivier Daha, narra una de las épocas más complicadas en la vida de Grace Kelly y el príncipe Raniero de Mónaco. Con un presupuesto de 24 millones de euros, la película está coprotagonizada por Tim Roth, Parker Posey, Milo Ventimiglia y Paz Vega, que da vida a María Callas
 


A pesar de estar con sus padres y el calor y el cariño de la gente, Nicole sin duda echaría de menos a su marido, Keith Urban, y a sus dos hijas, Sunday Rose, de cuatro años, y Faith Margaret, que ya casi tiene dos. El cantante y su mujer se encontraban a miles de kilómetros de distancia, ya que tuvo que acudir a la entrega de premios de la música country (CMA) que se celebraron la noche del jueves en Nashville, Tennessee.

Últimos comentarios

Esta es la opinión de los internautas, no la de hola.com. No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema