Halle Berry celebra su cumpleaños con Olivier Martínez, Salma Hayek y Francois-Henri Pinault

Las dos parejas compartieron mesa y mantel en un restaurante de Los Ángeles un día después de que la actriz soplara las 46 velas de su tarta

Cena para cuatro en la ciudad de las estrellas. Los comensales, famosísimos: Halle Berry con su prometido, Olivier Martínez, y Salma Hayek con su marido, Francois-Henri Pinault. ¿El motivo? Celebrar el cumpleaños de la ganadora del Oscar, que un día antes había soplado las 46 velas de su tarta. El restaurante Little Door de Los Ángeles acogió el miércoles por la noche a las dos parejas, a quienes pudimos ver a la salida del local en West Hollywood.


Halle Berry, a la salida del restaurante Little Door de West Hollywood, en Los ÁngelesVER GALERÍA


La homenajeada, que nos sorprendió este verano con una melena al más pulo estilo 'afro', vuelve a lucir el pelo corto y se mostró feliz y relajada para brindar por la ocasión. Halle optó por una blusa en tono bronce y pantalones pitillo en color negro a juego con unos zapatos de tacón que realzaban su espléndida figura. Por su parte, Salma eligió un vestido marrón claro que complementó con zapatos rojos, a tono con sus labios, y un bolso de piel estilo vintage.

Además de ser amigas desde hace años, Halle y Salma tienen ahora también en común el hecho de que comparten su vida con un hombre de origen francés. Salma y Francois-Henri han recibido a la actriz y a su prometido en la propiedad que poseen a las afueras de París. Con ellos también se encuentra Nahla, la hija de cuatro años de Halle, que seguramente estos días comparte juegos con la pequeña Valentina, la hija de la mexicana.


Salma Hayek y su marido, François-Henri Pinault, brindaron con Halle por su cumpleañosVER GALERÍA


Continúa la lucha por la custodia
Precisamente el deseo de Halle es poder pasar más tiempo en la capital francesa con Olivier y con la pequeña Nahla. Por ese motivo, la actriz ha acudido este jueves al juzgado para pedir que se cambie el acuerdo de custodia al que llegó con su expareja y padre de Nahla, el modelo Gabriel Aubry, y de esa forma puedan mudarse a vivir a Europa.

Halle y Gabriel, que pusieron fin a su relación en abril de 2010, mantienen una intensa batalla desde hace meses por la custodia de la niña. Mientras la actriz pretende instalarse con su hija y su prometido en París, donde afirma que la pequeña estará lejos de los objetivos indiscretos de los fotógrafos. Aubry, por su parte, se niega a que le separen de su hija alegando que eso alteraría la situación emocional de la menor.

El juez encargado del caso tan sólo ha dictaminado de momento el dinero que la actriz debe pagar al modelo por la manutención de su hija, que asciende a la nada despreciable cantidad de 15.800 euros al mes, según dio a conocer el pasado mes de junio la web TMZ.

Más sobre: