Bruce Willis y Ashton Kutcher, los ex maridos de Demi Moore, pendientes del estado de salud de la actriz

El mismo día pero a diferentes horas, acudieron a visitar a Demi que recibe tratamiento en su residencia de Los Ángeles

Demi Moore atraviesa por uno de los momentos más delicados de su vida. La actriz, que fue hospitalizada recientemente, continúa su recuperación en casa rodeada del cariño de sus tres hijas: Rumer, Scout y Tallulah. Según anunció su representante, este ingreso se produjo para ‘tratar su agotamiento y mejorar su salud en general', pero lo cierto es que existen bastantes rumores que apuntan a que el motivo de su hospitalización fue debido al abuso de sustancias –al parecer, Demi sufrió convulsiones después de fumar una sustancia no revelada-.

Después de abandonar el hospital han sido muchas las personas que han querido interesarse por su estado de salud y, en concreto, sus ex maridos. Bruce Willis, padre de sus tres hijas, acudió el pasado miércoles a visitar a la actriz. El actor, que está esperando su cuarto hijo con su mujer Emma Hemming, fue fotografiado con gesto serio a las puertas de la residencia de Demi en Los Ángeles. Fuentes cercanas a Willis aseguran que éste le aconsejó a Demi que buscara ayuda poco antes del anuncio de su divorcio, pero al parecer ella hizo caso omiso de su consejo. Con su visita Bruce quiso dar ánimos y mostrar todo su apoyo a su exmujer con quien mantiene una excelente relación.

Poco después de que Willis abandonara la casa, hacía su entrada en la mansión el coche de Ashton Kutcher. El actor, enfundado en una gorra y unas gafas de sol para intentar pasar desapercibido, llegó al volante de un Lexus negro para pasar unas horas junto a Demi, de quien anunció su separación el pasado mes de noviembre. Al margen de su fracaso matrimonial, el actor de Dos hombres y medio ha mostrado cierta preocupación por la salud de la actriz, que ahora se siente avergonzada por lo que ha trascendido en los medios. "Toda esta publicidad es lo peor que le puede estar pasando a Demi, que siempre ha intentado ser muy celosa de su intimidad. Ella está avergonzada”, comentó su representante.

Más sobre: