Susan Sarandon y su ex marido, Tim Robbins, se reúnen en la romántica boda de Eva Amurri, hija de la actriz y a quien el actor crió desde que tenía 3 años

Al igual que su madre, la ganadora del Oscar Susan Sarandon, la actriz Eva Amurri es una mujer dueña de sí misma. Uno podría esperar que organizara su boda haciendo alarde de su personalidad. Y cuando Eva, de 26 años, se  casó el 5 de noviembre con su prometido, Kyle Martino, de 30, antiguo jugador de fútbol americano reconvertido a comentarista deportivo, no decepcionó a nadie. Eva quería un entorno algo más romántico que la ciudad de Nueva  York, y la pintoresca localidad de Charleston, en Carolina del Sur, donde vive la familia de Kyle, era el lugar perfecto.

Tim Robbins y Susan Sarandon llevan a Eva Amurri al altarVER GALERÍA



En señal de unidad familiar, Susan, de 65 años, y el actor y director ganador del Oscar Tim Robbins, de 53, acompañaron a Eva en su camino hasta el altar. A pesar de que él y Susan se separaron hace dos años, después de más de veinte de unión y dos hijos en común, Jack y Miles, de 23 y 19 años, respectivamente, Tim sigue teniendo una relación muy estrecha con su hijastra, después de haberla criado desde que tenía tres años. Para Susan, que también tiene un Oscar, el día fue glorioso y emotivo. "Era la mujer  más hermosa que he visto en mi vida, llena de amor, generosidad y fuerza", exclamó al ver a la "niña de sus ojos" convertida en princesa por un día. Para Eva también fue un día idílico y recalcó la felicidad de ver a Tim y a Susan juntos: "Ha sido genial ver a mi madre y a Tim juntos y tener la oportunidad de celebrar el largo camino que nuestra familia ha recorrido unida".

Susan Sarandon y su hijaVER GALERÍA

La novia lució un vestido de seda satinada blanca con un lazo bajo en la parte de atrás de Lela Rose, y su madre, Susan Sarandon, con quien guarda un extraordinario parecido físico, un traje en seda gris con el mismo encaje que el de la novia. "Fue idea mía que el encaje del vestido de mi madre fuera idéntico al mío. Va a conservar ese traje para siempre y quiero que le recuerde el día de mi boda".

Más sobre: