Mel Gibson no irá a prisión por presuntos malos tratos a su ex pareja tras lograr un acuerdo extrajudicial

El actor queda en libertad condicional no supervisada durante un periodo de tres años y deberá asistir a cursos de orientación psicológica

Después de meses siendo el protagonista de una enmarañada batalla judicial, Mel Gibson ha alcanzado un acuerdo extrajudicial con la acusación en el caso de violencia doméstica contra su ex pareja y madre de su quinta hija, la rusa Oksana Grigorieva, en el que estaba involucrado por el que evitará ir a la cárcel.

A cambio, el actor queda en libertad condicional no supervisada durante un periodo de tres años, deberá completar un curso de orientación psicológica de 52 semanas para controlar sus ataques de ira y, además de abonar una multa de 420 euros, cumplirá 16 horas de servicio comunitario con la organización Mending Kids, preocupada en garantizar la salud a los más pequeños.

Según Simone Shay, miembro de la acusación, ambas partes decidieron llegar a este acuerdo extrajudicial para "minimizar el trauma y el impacto de cualquier procedimiento para la víctima y sus testigos". Blair Berk, abogada defensora de Gibson, afirmó que el actor estaba de acuerdo con el pacto porque creía que era lo mejor para su hija, Lucía Anne, que vino al mundo el 30 de octubre de 2009.

A finales del mes de abril de 2010, Grigorieva anunció en una rueda de prensa su ruptura con el actor tras más de un año de relación y una hija en común. “Hemos roto de un modo repentino y recientemente. Lamentablemente no puedo decir la razón, pero lo averiguaréis muy pronto”, dijo entonces. Estas enigmáticas palabras cobraron sentido cuando denunció una supuesta agresión de Gibson, en su residencia de Malibú, en enero de 2010.

El actor admitió haberla abofeteado para evitar que hiciera daño a su hija Lucía mientras discutían. En su declaración jurada, el actor se declaró culpable con esta confesión: "La golpeé una vez con la mano abierta en un intento de devolverla a la realidad. No la abofeteé fuerte. Sólo intentaba que parase de gritar y de mover a Lucía de un lado para el otro".

Durante este tiempo también se ha investigado si Grigorieva trató de extorsionar al actor con la grabación y posterior publicación de sus amenazas, pero finalmente no se presentarán cargos contra ella.

Más sobre

Regístrate para comentar