Antonio Banderas se enamora del misterio de la Alhambra

En el edificio andaluz buscó localizaciones para su próximo proyecto, 'Boabdil'

Antonio Banderas ha regresado de nuevo a su tierra andaluza, no para descansar o de vacaciones, sino para trabajar. El actor malagueño más internacional está buscando en Granada, concretamente en uno de sus lugares más representativos, La Alhambra, inspiración para su próximo proyecto, Boabdil. La adaptación al cine de la vida del último rey granadino intentará ser una mezcla de leyenda y realidad gracias a su ambientación en los pasillos del edificio andaluz, declarado en 1984 Patrimonio Cultural de la Humanidad por la Unesco.

 

Antonio BanderasVER GALERÍA

PINCHE SOBRE LA IMAGEN PARA VER LA AMPLIACIÓN DE LA FOTOGRAFÍA


Para ello, el actor recorrió los rincones más emblemáticos del complejo junto al productor tunecino Tarak Ben Ammar, algunos miembros de Kandor Graphic, una empresa granadina con la que Banderas trabaja en el campo de la animación (algunos parajes se recrearán gracias al ordenador), y el consejero andaluz de Cultura, Paulino Plata. El Mexuar, el Oratorio, el Cuarto Dorado, el Patio de Arrayanes y el Salón de Embajadores, además del conocidísimo Patio de los leones cuya belleza decorativa “impactó” al artista. Dicen que la Alhambra tiene una de las puestas de sol más bellas del mundo, una vista que ha conquistado a millones de visitantes y que seguramente formará parte de la cinta.

Para no dejar escapar ningún detalle, Antonio, cámara en mano, fotografió todo lo que le llamó la atención y paseó por la exposición “Leones, restauración de un símbolo”, escuchando atentamente las explicaciones de la directora del Patronado de la Alhambra y el Generalife sobre las joyas del arte nazarí, María del Mar Villafranca. Boabdil trasladará al espectador al s. XV, momento en que transcurre la vida de este monarca que, con su rendición y la entrega de la ciudad a los Reyes Católicos, pone fin a la Reconquista.

Antonio Banderas ha retomado este proyecto tras finalizar el rodaje en Túnez, no sin cierta dificultad debido a la situación convulsa que atraviesa el país, de la película Black Gold junto a Freida Pinto. Está ambientada en Arabia durante los años 30, cuando se descubrió el petróleo, y dirigida por Jean-Jacques Annaud (El nombre de la rosa).

Más sobre

Regístrate para comentar