Esta semana en ¡Hola!: Lydia Bosch gana la batalla judicial de su divorcio

Logra la custodia de sus hijos, una pensión de 6.500 euros mensuales y una indemnización de 350.000 euros

Muy a su pesar, y tal y como informa la revista ¡Hola! de esta semana, ha sido un proceso seguido, comentado y escrutado por la opinión pública. De ahí la expectación que había provocado conocer la sentencia de su divorcio, que salió a la luz en estos días. Con ella, Lydia Bosch da, por fin, carpetazo a este capítulo tan amargo de su vida. Y lo hacía satisfecha porque la Justicia había sido sensible a sus peticiones y razonamientos, y le había apoyado en sus pretensiones. Para la querida y popular actriz, la más importante de todas era la de tener a sus hijos a su lado. Y lo ha conseguido.

De esta forma, el juez Joaquín Brage, en una sentencia de trece folios, confirmaba las medidas provisionales solicitadas por Lydia Bosch y negaba a Alberto Martín la solicitud de la custodia exclusiva de sus hijos del matrimonio para él. Es decir, la actriz tendrá la guarda y custodia de los mellizos Juan y Ana.

El fallo también establece que la patria potestad será compartida, con un régimen de visitas que se podrá ejercer los fines de semana alternos y los lunes y miércoles de cada semana por la tarde. El arquitecto también deberá pasarle una pensión alimenticia de 3.250 euros por cada hijo que tendrá que abonar mensualmente, así como el 50 por 100 de los gastos extras y de la hipoteca de la casa familiar.

Lydia también deberá recibir una indemnización de 350.000 euros por el desequilibrio patrimonial que le causó este matrimonio, ya que en 2001, año en el que se casaron, ella aportó todos sus bienes a la unión mediante una sociedad común que manejaba el arquitecto, y dejó de trabajar.

Ahora, la actriz está, según nos comentan desde su entorno más cercano, “tranquila y satisfecha con la sentencia, y con ganas de pasar página y empezar una nueva vida”. Recupera de esta forma las riendas de su vida y de su trabajo, ya que la televisión no la había olvidado. Al contrario, la añoraba. Así, formará parte del reparto de la nueva temporada de Águila Roja. Y esto es sólo comienzo.

Más sobre: