Leonardo DiCaprio y Bar Refaeli, de incógnito en Italia

El actor, acompañado por su novia, hizo turismo en Pompeya y viajó a Roma para presentar su nueva película a las órdenes de Martin Scorsese, 'Shutter Island'

by hola.com

nullVER GALERÍA



Su visita a las ruinas de Pompeya ha levantado un gran revuelo. Sin embargo, Leonardo DiCaprio asegura que su excursión ha sido “divertida”. El actor visitó el pasado fin de semana Pompeya, al sur de Italia, junto a su novia, la modelo israelí Bar Refaeli, su madre, Irmelin DiCaprio, y un grupo de amigos. Pero lo curioso de su tour no fue el hecho de visitar esta ciudad, sino cómo lo hizo. Camuflado bajo una capucha y ocultando totalmente su rostro, el actor intentó pasar desapercibido a su paso por las ruinas de la ciudad tratando en todo momento de evitar ser fotografiado junto a su novia. Lo que no parecía darse cuenta es que cuanto más tapado iba, más expectación despertaba. Ya el viernes, cuando llegó a Roma en un vuelo privado procedente de París, quiso esquivar a la prensa saliendo por una puerta distinta de la de su novia, Bar Refaeli, que le ha acompañado en su visita a Italia y donde han compartido días de vino y rosas. Recordemos que la pareja se reconcilió a finales del pasado año y despidieron juntos el año en México.


VER GALERÍA



El motivo de su viaje al país transalpino no es otro que promocionar Shutter Island, la nueva película en la que DiCaprio vuelve a ponerse a las órdenes de Martin Scorsese.  Un filme que se estrenará a nivel mundial en la Berlinale el próximo 13 de febrero y una cita a la que no pueden faltar. Es la cuarta vez que trabaja con Scorsese y el actor habla maravillas del cineasta. “Scorsese me salvó”, asegura y añade: “Me dirigía a ser un tipo de actor y él me ayudó a llegar a ser otro, el único que quería ser”. Esta cinta, en la que también interviene Mark Ruffalo y Ben Kingsley, narra como en el verano de 1954, dos agentes federales son destinados a una remota isla del puerto de Boston para investigar la desaparición de una peligrosa asesina recluida en el hospital psiquiátrico, un centro penitenciario para criminales perturbados. Pronto descubrirán que el centro guarda muchos secretos, y que la isla esconde algo más peligroso que los pacientes.

Más sobre: