Miranda Kerr luce tipazo durante una romántica escapada con Orlando Bloom

La pareja recibió el año en la isla de San Bartolomé

Viento en popa, así es como marcha la relación de Miranda Kerr y el actor Orlando Bloom y del mismo modo es como la pareja ha decidido recibir el 2010. A bordo de un lujoso yate han surcado las aguas de la caribeña isla de San Bartolomé, donde han podido disfrutar de la privacidad y el romanticismo que inspira el paraje.


nullVER GALERÍA


Acompañados de otra pareja, la formada por el también actor Jason Statham y su novia Alex Zosman, se relajaron al sol en cubierta y aprovecharon para darse un chapuzón. Miranda lució su espectacular figura con un bikini negro, sin tirantes para evitar las molestas marcas en su bronceado, y se protegió del sol con una enorme pamela y gafas de sol. 

 

VER GALERÍA



A la escapada íntima se unió también Frankie, la mascota de Miranda, de la que Orlando estuvo pendiente en todo momento, tal y como muestran las imágenes. Sin embargo, el perrito se quedó en el barco la noche de fin de año, cuando la pareja, para celebrar una ocasión tan señalada, asistió a la multitudinaria y lujosa fiesta que dio el magnate Roman Abramovich (que le costó, según se ha dicho, unos 5 millones de dólares, casi tres millones y medio de euros). Durante el baile los más curiosos vieron cómo se daban un cariñoso beso y es que, pese a que de momento no tienen planes de boda, siguen de lo más enamorados.

 

VER GALERÍA

La agenda de ambos para 2010 es inmejorable ya que está repleta de compromisos profesionales: Miranda es la nueva imagen de la fragancia Dream Angels Heavenly Enchanted, de Victoria Secret, y acaba de lanzar una línea de productos cosméticos, Kora, mientras que Orlando Bloom está pendiente del estreno de varias películas, Sympathy for Delicious, en la que da vida a una estrella de rock, Main Street, junto a Patricia Clarkson y Colin Flirth, así como The Cross, la última película de Andrew Niccol, guionista y ganador de un Oscar por el Show de Truman.

Más sobre: