Carolina Cerezuela y Carlos Moyá, escapada romántica a Cuba

La actriz se ha convertido en el mayor apoyo del tenista, que tendrá que estar una temporada apartado de las pistas de tenis por una lesión en su pierna derecha

Como una pareja más, Carolina Cerezuela y Carlos Moyá han decidido tomarse unas merecidas y románticas vacaciones de Semana Santa anticipadas, en la paradisíaca isla de Cuba. Cuando empezaron su relación, la actriz estaba volcada en el rodaje de las series Camera Café y Hospital Central y en sus compromisos publicitarios, y el tenista en su carrera deportiva, con lo que tenían que aprovechar los pequeños huecos que tenían en sus agendas para estar juntos. Ahora la alicantina ha frenado el ritmo de los rodajes y el tenista se está recuperando de una lesión que le ha apartado por una temporada de las pistas de tenis y han decidido cruzar el charco para descansar y hacer turismo.

Muy felices y sonrientes les hemos visto paseando y visitando todos los rincones de La Habana y como cualquier turista que se precie, haciéndose fotos para el recuerdo en los lugares más emblemáticos de la ciudad. No sabemos cuantos días estarán en Cuba, pero la semana que viene Carlos estará en Madrid para la presentación de Lexus como Patrocinador y Vehículo Oficial del Mutua Madrileña Madrid Open, que se disputará en la capital del 8 al 17 de mayo.

El próximo verano se cumplirán dos años desde que Carolina y Carlos comenzaron su noviazgo y, como bien han dicho en varias ocasiones, no tienen planes de boda y están muy felices. "Lo más grande que existe es estar enamorado y poder admirar a tu pareja. Y yo admiro a Carlos", confesaba la actriz hace unos meses.

Retirado por un tiempo de las pistas de tenis
Carlos Moyá no ha podido participar en el Masters 100 de Indian Wells ni en el de Miami por una lesión en la pierna derecha, en concreto en el tendón y en el hueso del isquión, que ha venido arrastrando durante los 11 últimos meses. El mes pasado estuvo haciéndose unas pruebas en Miami, hasta donde se trasladó "la guapa" de Camera Café que se ha convertido en su mayor apoyo en estos duros momentos. "Es un palo muy grande, no me esperaba una cosa así y rompe todos mis planes. Ahora toca seguir realizando pruebas, descansar, recuperar, digerir la rabia y resignación hasta que finalmente encontremos el alcance de la lesión", dijo Moyá mediante un comunicado.

Más sobre: