Charlie Sheen y Brooke Mueller: luna de miel en Costa Rica

Los recién casados regresaron al mismo lugar donde se comprometieron hace un año para disfrutar de sus primeras vacaciones como marido y mujer

En el mismo idílico escenario de Costa Rica donde Charlie Sheen pidió matrimonio a Brooke Mueller hace un año, los recién casados disfrutan en estos momentos de su luna de miel. La pareja se aloja en una lujosa villa del resort Four Season Papagayo, donde disfrutan del descanso bajo el sol y a la orilla del mar. Este complejo situado en la punta de la Península de Papagayo, en una propiedad que posee dos playas vírgenes y espectaculares vistas panorámicas de la costa y del océano Pacífico.

"Este sitio tiene un significado sentimental para ellos", comentan fuentes cercanas a la pareja, ya que el lugar resultó muy romántico para ambos y querían regresar. Fue allí, en el mes de julio del pasado año, cuando el actor le regaló a su novia un espectacular anillo de compromiso valorado en más de 300.000 euros.

A punto de cumplir un año de compromiso, Sheen, 42, y Mueller, 30, se casaron en una ceremonia íntima y privada en Beverly Hills ante 60 amigos y familiares. Mientras algunos medios apuntan a que Brooke podría estar ya embarazada, otros aseguran que no es cierto, aunque es uno de los deseos más inmediatos de la pareja. Cuando esta buena nueva se produzca, Mueller vivirá su primera experiencia como madre. Sheen ya es padre de dos niñas, fruto de su matrimonio con Denise Richards, Sam y Lola, y de otra hija, Cassandra, de 23 años, nacida de su relación con Paula Profit y que tan sólo se lleva siete años de diferencia con la actual esposa de su padre.

Más sobre

Regístrate para comentar