Penélope Cruz pasea su 'glamour' haciendo historia

La actriz centra las miradas a su llegada al Kodak Theatre

Penélope llegó a la ceremonia de los Oscar en una limusina ecológica, el vehículo de moda en la 79ª edición de los premios de Hollywood. Estaba nerviosa, según contaba minutos antes en conexión telefónica desde París Pedro Almodóvar, y la voz le fallaba ‘estoy ronca y acaba de empezar la tarde’. Pase con le pase esta noche, y aunque todas las quinielas apuntan a que será Helen Mirren quien logre la estatuilla, ya ha hecho historia al convertirse en la primera actriz española candidata al Oscar. Y en su paseo por la alfombra roja Penélope, que sorprendió al lucir un vestido de Versace con escote palabra de honor -el cambio de elección de última hora podría haberse debido a una indiscreta rotura de cremallera de la creación de John Galliano para Dior en el último momento- estuvo acompañada por su madre y su hermana Mónica porque ‘mi padre ya estuvo conmigo en los Globos de Oro’. ‘Raimunda me ha dado todo, acabo de hablar con Pedro desde el coche y le he vuelto a decir gracias, y le voy a estar echando de menos cada segundo de esta noche. El hecho de que esta nominación sea por una película española y que sea un personaje que me ha regalado Pedro lo hace todo muy especial’.

Horas antes de su paseo por la alfombra roja, Penélope se reunía con la prensa española en el hotel Beverly Wilshire de Los Ángeles. Con alguna lágrima de emoción y sabiendo la presión que sienten los futbolistas en una importante final: ‘No os hagáis ilusiones porque no me van a dar el premio’ comentaba la actriz quien aseguraba que no se va ‘poner triste’ consciente de que esta nominación le ha abierto las puertas de un Hollywood que la empieza a tomar en serio y a ofrecerle papeles más interesantes. Lo importante, dijo Penélope, es que se ha dado cuenta de que la pueden nominar y más adelante vendrá ‘ganar’.

Es la cuarta vez que Penélope pasea por la alfombra roja de los Oscar. En 1994 lo hacía por primera vez junto al equipo de Belle Epoque, el filme de Fernando Trueba que logró la estatuilla a mejor película de habla no inglesa. Seis años después y ya instalada en Hollywood, Penélope, junto a Antonio Banderas, le entraba a Pedro Almodóvar su Oscar por Todo sobre mi madre. En 2004 la actriz presentó uno de los galardones con su gran amiga y compañera en Bandidas, Salma Hayek. Y ahora, tres años después vuelve a pisar la alfombra, en esta ocasión para entrar en el olimpo de las estrellas como la primera española candidata. Penélope repite el éxito de Javier Bardem en 2001 cuando se convirtió en el primer actor español nominado a un Oscar. El próximo verano ambos volverán a cruzarse en un set dieciséis años después de Jamón Jamón de Bigas Luna, en esta ocasión a las ordenes del maestro de Nueva York Woody Allen.

Más sobre: