Helen Mirren y Forest Whitaker, más 'reyes' que nunca en los premios Bafta

Los protagonistas de 'La Reina' y 'El Último Rey de Escocia' obtuvieron los galardones de mejor actor y actriz, respectivamente, en una gala en la que la película española 'Volver' no se llevó ningún galardón

El Royal Opera House de Londres anoche se vistió con sus mejores galas para albergar el sexagésimo aniversario de los premios Bafta. Una noche en la que la realeza tomó protagonismo y triunfó en la ceremonia de galardones que concede la Academia de Cine Británica: La Reina obtuvo el galardón a mejor película, de Stephen Frears, y su protagonista, Helen Mirren, fue elegida mejor actriz por su fabulosa interpretación de la soberana británica, mientras que El último Rey de Escocia recibió tres premios, entre ellos Forest Whitaker por su interpretación del dictador ugandés Idi Amin .

La favorita para los Oscar Helen Mirren, más 'reina' que nunca, con un peinado similar al de Isabel II y unos modales propios de una soberana, subió al escenario para recibir el premio a la mejor actriz que se lo dedicó a "su mentor" Ian Richardson, que falleció el pasado viernes. "Hace muchos años cuando yo empecé como actriz yo tuve la inmensa fortuna de trabajar con un actor que fue tan generoso de compartir su oficio. Él llegó a ser mi mentor, él me ayudó a creer en mí misma, Ian Richardson, yo no estoy segura si estaría aquí hoy si no hubiera sido por ti", confesó emocionada. Mirren que no ha parado de recibir galardones por su magistral actuación, al parecer y según apuntan medios británicos la verdadera Isabel II desea invitar a tomar el té a la actriz en el palacio de Buckingham.

En la categoría de mejor actor, Forest Whitaker arrebató el galardón al mismísimo Leonardo DiCaprio, que una vez más se tuvo que marchar con las manos vacías de una entrega de premios, y al favorito actor británico Daniel Craig, que no logró imponer su rol de James Bond. Sin embargo, la chica Bond Eva Green, de 26 años, sí se llevó un premio —fuera de concurso— a la estrella revelación del año.
La película española Volver, que contaba con dos nominaciones, mejor película extranjera y a la mejor actriz para Penélope Cruz, tampoco obtuvo galardón. El laberinto del fauno, de Guillermo del Toro, se llevó el premio a la mejor película de habla no inglesa, imponiéndose a Volver, de Pedro Almodóvar, y Apocalypto, de Mel Gibson. Además, el filme de Del Toro, obtuvo los premios al mejor diseño de vestuario, y de maquillaje y peinado. Babel, una de las favoritas a los Bafta con siete candidaturas, entre ellas las de mejor película, mejor director y guión original, se quedó con sólo un premio, correspondiente a mejor banda de sonido. El galardón fue para el músico argentino Gustavo Santaolalla, quien ganara en 2006 un Oscar y un Globo de Oro por la banda sonora y la canción de Secreto en la montaña.

Por último, el Bafta al mejor director fue a parar a las manos de Paul Greengrass, gracias a su película-documental United 93, sobre uno de los aviones secuestrados en los atentados terroristas del 11 de septiembre de 2001 en Estados Unidos, y Children of Men, del director mexicano Alfonso Cuarón, ganó los Bafta en las categorías de cinematografía y diseño de producción.

Más sobre: