Angelina y Brad, Año Nuevo con sus hijos en el paraíso

Pasaron el día de Navidad con los refugiados colombianos en Costa Rica, viajaron a Panamá entre semana, y regresaron al primer destino para recibir el año con sus hijos en un lujoso hotel

Pasaron la Nochebuena en Costa Rica con los refugiados colombianos y han recibido el año en el mismo lugar pero con un intermedio en Panamá. Que Brad Pitt y Angelina Jolie no son una pareja al uso ha quedado claro. Y es que en los últimos doce meses han viajado más que Phileas Fogg: Pakistán, República Dominicana, Haití, Suiza, Alemania, París, Namibia, la India, Vietnam y Camboya son algunos de los destinos donde la familia Jolie-Pitt se ha dejado ver. El caso es que el nacimiento de la pequeña Shiloh Nouvel no ha frenado en nada la actividad de la pareja más solidaria de Hollywood y la niña acompaña a sus famosos papás a lo largo y ancho del globo.

Recorrido de enamorados en Panamá
Procedentes de Costa Rica, llegaron a Panamá a mediados de la pasada semana y veinticuatro horas después Brad y Angelina se dedicaron a recorrer en un todo terreno el Casco Antiguo, zona colonial declarada por la UNESCO Patrimonio Cultural de la Humanidad, y visitar uno de los centros de artesanía de la capital (a él se le vio más tarde en el centro internacional de artesanías situado cerca del barrio del Chorrillo). Por la tarde estuvieron en la antigua base militar estadounidense de Amador donde pudieron conocer de primera mano el proyecto del Museo de la Biodiversidad, diseñado por el prestigioso Frank Gehry (con un presupuesto de 56 millones de dólares para su construcción, contará la historia de la formación del istmo de Panamá y su influencia en el planeta) en la entrada del canal. El proyecto incluye un parque botánico que rodeará el museo, justo frente a la entrada del Pacifico en el canal, a pocos minutos del centro histórico de la ciudad de Panamá, y de extensas áreas de bosque tropical aledañas a la vía marítima.

Nochevieja con los niños en un lujoso hotel
Y en Amador, un ex fuerte convertido desde hace años en una zona turística de restaurantes y discotecas con un hotel, un centro de convenciones, marina y puerto deportivo incluido, permanecieron más de una hora y pernoctaron en el valle de Antón, unos cien kilómetros al Oeste de la capital. La pareja, que tenía previsto dejar el país la víspera de Nochevieja, no viajó con sus tres hijos que se quedaron al cuidado de su personal de confianza en el lujoso complejo costarricense donde al parecer recibieron el nuevo año en el lujoso hotel Papagayo's Four Seasons Resort en la península Papagayo, según informa el diario La Nación. Según parece, para preservar su intimidad la pareja utilizó el nombre de familia Black para hacer la reserva (el actor interpretó en 1998 a un personaje con ese nombre en ¿Conoces a Joe Black?) y llegaron al hotel con sus tres hijos y dos empleados. Varias de las personas que durante estos días han podido tener contacto con Brad y Angelina les han calificado de ‘sencillos’. ‘Estoy profundamente impresionado por haber tenido la oportunidad de estar con ellos. Combinan su atractivo físico con un gran talento y una actitud altruista, ha comentado el ex ministro de Cultura, Guido Sáenz, encargado de ser su Cicerone durante la visita que hicieron al museo de Arte Costarricense.

Más sobre

Regístrate para comentar