Pitt y Clooney se lo pasan en grande en el rodaje de 'Ocean's Thirteen'

El plató de Ocean’s Thirteen se ha convertido en una reunión diaria de amigos moteros más que en un lugar de trabajo. Y es que George Clooney y Brad Pitt, a quienes une una especial relación de camaradería dentro, y sobre todo, fuera de la gran pantalla, llegan todos los días montados en sus respectivos motos (el novio de Angelina Jolie tiene una colección que quita el hipo) para ponerse a las órdenes de Steven Soderbergh entre risas y buen ambiente.

No hay más que fijarse en el rostro de ambos para darse cuenta de que su trabajo juntos es un interludio lúdico de los que dan envidia. Hasta hay tiempo para los chistes, leer periódicos, los guiños a cámara y las señales de victoria entre escena y escena (quienes les conocen dicen que las bromas entre ellos y con el resto del equipo son constantes).

Ocean’s Thirteen supone la vuelta al trabajo de Brad Pitt desde el nacimiento el pasado mayo de su hija Shiloh Nouvel. El actor, que ha manifestado en distintos medios de comunicación lo que le ha cambiado la vida tras la llegada de la pequeña se ha reencontrado en este nuevo trabajo también con otros buenos amigos como Matt Damon; y centrado en disfrutar de su niña y cuidar de la "rainbow family’ que ha formado con Angelina Jolie, parece que en los próximos meses encabezará los créditos de The Curious Case of Benjamin Button.

Más sobre

Regístrate para comentar