Pitt, Clooney y Damon cabalgan juntos de nuevo en 'Ocean's Thirteen'

El director Steven Soderbergh ('Traffic', 'Erin Brockovich') reunió hace cinco años a un grupo de amigos: George Clooney, Brad Pitt, Julia Roberts, Andy García y Matt Damon, para pasárselo bien haciendo una película, y dio en el clavo con Ocean's Eleven. La cinta recaudó 446,8 millones de dólares, cuatro veces más de los 110 millones que había costado, dejando la puerta abierta a una secuela, Ocean's Twelve, con la que se prolongó la diversión hace tres años.

Pero donde roban doce, lo hacen trece y en esta tercera secuela que ha comenzado a rodarse hace unos días en Las Vegas, y que supone el regreso al trabajo de Brad Pitt tras el nacimiento de su hija Shiloh Nouevel, impera la misma fórmula d éxito de las dos primeras: un grupo de reconocidísimas estrellas que muestran su camaradería dentro y fuera de la pantalla (durante el rodaje de la segunda parte en Italia, la villa de George Clooney en el lago de Como se convirtió en un centro de fiestas de los actores).

El nuevo Rat Pack
Así que George Clooney , Brad Pitt y Matt Damon son los encargados de retomar aquel glamour del Hollywood nocturno de los años sesenta; porque son el vivo recuerdo de Frank Sinatra, Dean Martin y Sammy Davis Jr., conocidos en aquellos años dorados como el Rat Pack (el grupo de intérpretes de La cuadrilla de los once, el filme en el que se basa Ocean’s eleven) fue bautizado con ese nombre y saltó a la fama por la amistad que surgió entre ellos, así como por su estilo informal, su capacidad para improvisar y su afición por las fiestas).

Un club privado para jugar al póker
Desde luego los tres actores se lo pasan en grande trabajando juntos, de eso no hay duda. E incluso hay tiempo para la diversión. Entre toma y toma visitan el exclusivo club privado construido por el productor Jerry Weintraub e inspirado precisamente en aquellos años del Rat Pack, para que los protagonistas se relajen después de un cansado día de rodaje. El local, al que llaman Ocean’s club, está adornado con fotos de los famosos actores del filme, tiene una gran barra con todo tipo de bebidas, lujosos muebles y una sala de póker. "Pero no conducimos cuando bebemos, tenemos coches y chóferes que nos llevan", comenta el citado productor .

Más sobre: