Nicole Kidman celebra su cumpleaños más feliz pocos días antes de su boda

Más de veinte medios de comunicación hacen guardia en la casa de Nicole Kidman en Australia desde que la actriz confirmara ayer, unas horas después de aterrizar en el país procedente de Shangai, que el próximo fin de semana contraerá matrimonio con Keith Urban, que llegó con ella a pesar de que ha sido más escurridizo a la hora de dejarse ver. La actriz quiere una boda íntima, de ahí que aún no haya trascendido el lugar de la ceremonia y del banquete, pero a sabiendas de que todo lo que hace despierta gran expectación, Nicole se ha dejado ver muy sonriente a las puertas de su casa de Darling Point el día que además cumple 39 años.

Posa en la puerta de su casa
Será este un aniversario muy especial que según ha comentado celebrará de manera muy normal "no haré mucho, cenaré en casa de mi madre…aburrido" (todos los indicios apuntan, sin embargo, a que esta misma noche habrá una despedida de soltera que ha organizado su hermana Antonia). Escoltada por una guarda de seguridad y por su publicista, la actriz, con abrigo negro y sus famosos rizos al viento, posó ante los fotógrafos con cierta timidez. "Me da vergüeza", dijo sonriendo cuando todos la felicitaban y agradeció un ramo de flores que le entregaron y el cumpleaños feliz que le cantaron. Durante todo el día la mansión ha sido un hervidero de gente, regalos, flores, una maquilladora, la madre de la novia…e incluso se ha podido por fin ver a la pareja, que ha tenido el detalle de repartir cervezas y agua entre los que hacen guardia (con una nota que decía ¡disfrutad! Firmada por Nicole y Keith) saliendo en un vehículo.

Una ceremonia oficiada por un amigo de la familia
Mientras, los detalles de la boda siguen siendo un secreto de estado. La ceremonia será católica en lo que será el regreso de Nicole a su religión de la infancia después de su paréntesis en la Cienciología, creencia que profesa Tom Cruise, y probablemente será oficiada por el padre jesuita Paul Coleman, amigo de la familia Kidman desde hace muchos años quien confirmado que la ceremonia será tradicional y marcará la vuelta de Nicole "al hogar espiritual". Dos siguen siendo las iglesias que baraja la prensa local: Mary Mackillop Chapel, que ella misma mencionó el pasado enero cuando habló de un lugar en el que se casaría, o la Cardinal Cerretti Memorial Chapel, una templo de estilo gótico en St Patrick’s Estate (Manly) con vistas al Océano Pacífico.

Más sobre

Regístrate para comentar