Carlos Saura y Eulalia Ramón se han casado

El director cinematográfico Carlos Saura, de setenta y cuatro años, y la actriz Eulalia Ramón, de cuarenta y cinco, han contraído matrimonio civil el pasado 25 de marzo en la localidad de Collado Mediano, en la sierra madrileña. La boda, que se celebró a las seis de la tarde en la más estricta intimidad y en el salón de actos del Consistorio Municipal, fue oficiada por el juez de Paz del mismo.

El gran director de cine y la conocida actriz, que viven en una bonita casa cercana al centro urbano de la localidad serrana, acudieron junto a sus hijos, unos minutos antes de la celebración, en un monovolumen que conducía el propio cineasta. Hace unos meses, cuando tuvieron intención de casarse y arreglar todos los papeles (ambos eran divorciados), tanto Eulalia como Carlos tenían pensado celebrar la boda en Barcelona o Madrid, pero al final donde primero recibieron la notificación para casarse es donde la han celebrado.

Eulalia Ramón llevaba un traje de chaqueta y pantalón con un bonito pañuelo rojo en el cuello, de la diseñadora Ruth Suller, adornado con un precioso broche; así como un ramo de flores compuesto por lirios salvajes, romero, bambú, almendro, «bouquets» y lavanda, todos de su jardín de la casa de Collado Mediano. Carlos Saura vistió para su boda traje negro y camisa blanca; sin corbata, aunque haciendo un guiño a la primavera, se había colocado un ramito de almendro en la solapa.

"¡Qué feliz me siento!"
Tanto Carlos como Eulalia no pudieron disimular su emoción y lo primero que dijo el director aragonés cuando se encontró de frente al juez de Paz fue: "¡Qué feliz me siento!". A lo que Eulalia, con una amplia sonrisa, vino a refrendar lo mismo. Junto a los novios se encontraban sus familiares y amigos más íntimos. Por un lado estaban los hijos que tuvo Carlos Saura con su segunda esposa, Mercedes Pérez: Manuel, de veinticinco años (con su hijo, Rodrigo, de diez meses); Adrián, de veintiuno, y Diego, de dieciocho, y, por supuesto, también estaba la hija del director y la actriz Eulalia Ramón, Ana, de diez años. Entre los ausentes estaban los otros hijos del director: Carlos y Antonio, de su matrimonio con Adela Medrano, y Shane, fruto de su relación con Geraldine Chaplin. También asistieron la madre de Eulalia Ramón, María; así como sus amigos el neurólogo Alberto Portera y su esposa, Katrina. Como testigos de la ceremonia actuaron el abogado Félix Llopis y Lourdes Mouzinho.

Más sobre: