Jennifer Aniston: 'Vince Vaughn es un amigo muy querido'

Está feliz, relajada y con ganas de seguir su vida y de volverse a ilusionar. Y parece que lo está consiguiendo porque Jennifer Aniston volvió a demostrar su sentido del humor que siempre le ha caracterizado y que le convirtió en una de las actrices más simpáticas, gracias a su papel de Rachel en la serie cómica de televisión Friends.

Tras superar su divorcio de Brad Pitt, la actriz se aferró a su profesión para salir de ese profundo bache, y la vida le empezó de nuevo a sonreir. Durante el rodaje de The break up compartió protagonismo con Vince Vaughn y surgió una bonita amistad. Muchos piensan que el amor llamó a sus puertas, pero ninguno de los dos habla de ello. "A nadie le interesa mi vida privada, mis relaciones son cosa mía", comentó Jennifer Aniston el viernes en el show de Ellen Degeneres.

Vince Vaughn, un amigo especial
La actriz, de 36 años, acudió al plató de televisión a promocionar su primera película tras su divorcio, Derailed, pero tan a gusto se encontraba Jennifer charlando con Ellen que no dudó en sincerarse y confesar que Vince Vaughn es un "amigo muy querido" para ella. Pero ahí no quedaron los elogios hacia su compañero, sino que también lo definió como "un tesoro nacional". Si no es amor, sin duda tanto piropo significa que hay mucho aprecio entre ellos. "Es un gran actor - dijo refiriéndose a Vaughn- es fantástico trabajar con él y muy divertido".

Brad Pitt, divorcio superado
Sobre su separación de Brad Pitt, Jennifer Aniston aseguró que había sido más pacífica de lo que los medios de comunicación hubieran querido. "La gente quería una guerra y a mí eso me parece terrible porque simplemente nos llevamos bien", aseguró. Ante tanto revuelo, y deseando que su vida personal no vuelva a ocupar tantas portadas, la actriz intenta protegerse y mantener esa parcela como algo privado.

Más segura de sí misma, Aniston confiesa que sabe qué es lo que debe y lo que no debe hacer para sentirse mejor, y para acallar todos aquellos comentarios que quieren rivalizar a la actriz con la nueva pareja no confirmada de Brad Pitt, Angelina Jolie, Jennifer fue tajante y aseguró que no albergaba "ningún tipo de resentimiento con nadie".

"Ahora estoy más relajada", bromeó la actriz mientras aceptaba la proposición de darse un masaje de pies mientras hablaba con Ellen Degeneres. "No sé si porque tengo en casa un sofá más cómodo o porque mi perspectiva de la vida es más agradable", prosiguió. De lo que no hay duda es que la dulce y alegre sonrisa de Jennifer Aniston ha regresado a su rostro, ya sea porque el amor anida en su corazón de nuevo o porque ha logrado la estabilidad ansiada tras la ruptura con Brad Pitt. La vida es bella y Jennifer lo vuelve a ver así.

Más sobre: