Gwyneth Paltrow: 'He logrado todo lo que deseaba'

"Ya he logrado todo lo que deseaba. No quiero más. ¿Me gustaría convertirme en la estrella de Hollywood más importante de la historia? No, no quiero". Quien habla es Gwyneth Paltrow, de treinta y tres años, ganadora del Oscar en por "Shakespeare enamorado", felizmente casada con el músico Chris Martin, lider de la banda Coldplay, y madre de una niña de diecisiete meses, Apple, que centra la mayor parte de su tiempo (los rumores apuntan a que podría estar esperando su segundo hijo para la próxima primavera). Por esta razón la actriz, que vive a caballo entre Nueva York y Londres, suele mantenerse alejada de los flashes de las cámaras y sólo reaparece cuando su trabajo la obliga. Acaba de rodar su primer cortometraje como directora, "Dealbreaker", y su nueva película, "Proof", dirigida por John Madden, el mismo realizador que la llevó a conseguir la preciada estatuilla del cine americano, fue presentada en la reciente edición del Festival de Venecia.

'Disfruto de mi familia
Aunque su presencia en la ciudad de los canales estaba prevista, Gwyneth no pudo llegar a tiempo ya que un fallo técnico en el avión en el que viajaba obligó al aparato a regresar a Nueva York. "En este momento"- confesó desde su teléfono móvil- " vence mi papel de madre, quiero gozar de mi maternidad. Después del nacimiento de mi hija me he enamorado de ella y renuncié a trabajar hasta que no cumplió diez meses porque no me sentía capaz de dejarla sola diez veces al día. Todavía hoy antepongo lo privado, disfruto de mi familia, y escojo sólo las películas que de verdad supongan un desafío para mí. Me resulta mucho más difícil hacer lo que hacía antes, salir improvisadamente parar hacer una película y no volver a mi casa durante varios meses".

En "Proof" encarna a Catherine, una joven que durante años cuida de su padre, un genio matemático con problemas mentales, papel que ya había interpretado antes sobre los escenarios de Londres. En los dos años que pasaron entre la obra teatral y su versión para la gran pantalla, la vida de Gwyneth Paltrow cambió radicalmente: su padre, Bruce, al que estaba muy unida murió, conoció a Chris Martin y se quedó embarazada. "En las últimas escenas de la película creo que se me nota el embarazo", dijo a los periodistas acreditados en la Mostra. Precisamente con la prensa la actriz se muestra siempre muy cautelosa especialmente cuando se trata de su relación con Chris Martin: "Nuestro matrimonio es entre nosotros, si decidimos continuar juntos o no, es nuestro problema".

Más sobre: