Entrevista exclusiva con la actriz española más internacional, Penélope Cruz

Penélope sigue tejiendo éxitos, sigue tejiendo expectación y sigue tejiendo proyectos. Penélope, tras conquistar Hollywood, ha añadido a la valiosa madeja de su carera cinematográfica, su paso por Italia, donde ha dejado huella con Non ti muovere (‘No te muevas’), filme con el que consiguió el David de Donatello, a la mejor actriz del año (el equivalente en Hollywood al Oscar o en España al Goya) y que hoy mismo estrena en Madrid.
Su película de aventuras Sahara, al lado de Matthew McConaughey; y sus próximos proyectos, uno de los cuales, Bandidas , un divertido ‘western’ basado en una idea de la propia Penélope, se empieza a rodar dentro de pocos días junto a Salma Hayeck.

Penélope es... Penélope Cruz: una auténtica estrella aunque ella diga que sólo pretende ser una gran profesional de lo suyo, que es la interpretación. Una estrella —a ella le gusta más que la llamen actriz a secas— a través de cuya cola o hilo de cada una de sus películas se llega al mágico ovillo de sus grandes y numerosas cualidades y registros interpretativos.
La más internacional de nuestras actrices, que acaba de presentar en Toronto (Canadá) su último trabajo, Head in Clouds, de John Duigan, en la que comparte estrellato con Charlize Theron y Stuart Townsend, sigue siendo, sin embargo, ‘la chica de San Sebastián de los Reyes’, y está ahora ante nosotros, en vísperas del estreno de Non ti mouvere y nos habla de su profesión y de su forma de afrontar y enfocar la fama, así como de su manera de ver la vida.

—¿Qué piensas del éxito?
—Para mí, el éxito es poder levantarme cada mañana y trabajar en lo que me gusta. Esta es una idea que quiero tenerla muy presente siempre y por eso lo repito siempre. El día que lo olvide dejaré de poder disgrutar de lo que tengo. Ante todo, creo que poder vivir de lo que te gusta es un gran privilegio. Y sobre todo ahora, que puedo elegir mis proyectos, mis trabajos.

—¿Y la fama? ¿No cres que, en ocasiones, puede desbordar a quien la tiene?
—Para mí, la fama es como un ente paralelo a la profesión del actor y otro tipo de profesiones. Pero es algo que está lleno de trampas. Como un campo sembrado de minas. De acuerdo que puede ayudarte a ser fuerte y aprender, pero también tiene sus peligros. Al principio, con la fama yo estaba más nerviosa e incluso asustada porque me preocupaba en qué manera esa fama o popularidad podría afectar a la preocupaba, sobre todo, que la fama pudiera separarme de mi entorno natural, de todas las personas que siempre tuve a mi lado. Afortunadamente, yo he tenido la suerte de no perder a los amigos de la infancia, gracias a Dios.

Más sobre: