Tom Cruise, un 'soltero de oro' en Madrid

Simpático, encantador y muy cercano se mostró Tom Cruise durante el estreno en Madrid de Collateral. El atractivo actor llenó de glamour la Gran Vía madrileña, aunque esta vez sin la compañía de la actriz española Penélope Cruz, con la que mantuvo una relación sentimental hasta principios de año. Antes de la hora citada, el actor, vestido con un traje negro y una camisa fucsia, hizo su aparición ante una multitud que esperaba impaciente la llegada de su ídolo de la gran pantalla. Y es que como todos sabemos, Tom Cruise se desvive por sus fans. Quizá sea una de las pocas estrellas de Hollywood que dedique tanto tiempo en cada estreno a sus admiradores.

Reencuentro en Madrid
Junto a él estuvieron la actriz protagonista del filme, Jada Pinkett, esposa de Will Smith, y el director Michael Mann. En lugar de estar acompañado por su ex novia y ahora amiga, Penélope, estuvo en compañía de la familia de la actriz: su padre, Eduardo Cruz, su hermana Mónica, que acudió junto a su novio, Miguel Ángel Muñoz, y su hermano Eduardo. "Penélope no va a venir, está trabajando en Madrid pero no puede acercarse al estreno", señaló Mónica Cruz. Sin embargo, horas antes Tom y Penélope comieron juntos, como estaba previsto, en el restaurante oriental del hotel Villamagna: "¿Qué cómo la vi? La vi guapísima, ¿cómo la voy a ver?", confesó Cruise. Penélope Cruz se encuentra en España desde el pasado domingo. El motivo de su visita es el rodaje del anuncio de la firma Honda para Europa. Y su apretada agenda como ya señaló ha permitido hacer un hueco para encontrarse con su amigo, Tom Cruise.

'No tengo novia, pero me encantaría tenerla'
El popular actor, encantado de estar en nuestro país, no dudó en señalar su pasión por España: "Me encanta España, su gente, su comida. Aquí las mujeres son fantásticas, todavía no tengo novia, pero me encantaría tenerla". Tal y como él mismo señaló, le hubiera gustado quedarse más tiempo en nuestro país: "Ayer cenamos en el restaurante de Trueba y luego estuvimos en una discoteca, nos lo pasamos muy bien". Apurando al máximo sus horas en España y una vez concluído el estreno del filme, el actor, que se alojaba en el Ritz, disfrutó de su última noche en la capital antes de partir a su próximo destino: Venecia.

Más sobre: