Antonio Banderas disfruta de la Semana Santa malagueña

Llegó a Madrid, de la mano de Emma Thompson, para promocionar Imagining Argentina. Después de una jornada intensa de promoción, el actor anunció que deseaba pasar unos días con su familia. Hacía diez años que Antonio Banderas no disfrutaba de la Semana Santa de Malaga y, como dijo a los periodistas, "quiero darle a mi hija una sobredosis de malagueñismo".

El agradecimiento de las Cofradías
El sábado vivió Antonio Banderas una de esas "sobredosis de malagueñismo" de las que habló. El actor acudió, junto a su hermano, a los actos de las reales Cofradías de Fusionadas de Málaga. Los cofrades quisieron manifestarle su agradecimiento con una placa. En el 2005 la imagen de María Santísima de Lágrimas y Favores lucirá más bella que nunca: nuestro actor más internacional ha colaborado, junto con otros diez hermanos, en la cofinanciación de un nuevo trono para esta virgen, titular de la Cofradía desde los años ochenta. Como explicó el hermano mayor de la Cofradía, Salvador Banderas, la imagen tenía un trono muy pequeño y sólo participaba en un rosario de la aurora, que se celebraba los Domingos de Ramos, pero no desfilaba en el recorrido oficial del miércoles santo.

El nuevo trono, del que todos dicen que se debe en gran parte a la financiación de Antonio Banderas, mantiene un estilo neobarroco, de metal plateado, con un palio verde oscuro, del mismo tono que el manto de la virgen, y será portado por... 180 personas.

Antonio Banderas no quiso perderse el acto de bendición del trono. Y acudió ante la sorpresa de todos los asistentes, quienes, agradecidos, le rindieron un cálido homenaje.

Más sobre: