John Travolta celebra su 50 cumpleaños con una fiesta mexicana por todo lo alto

A la altura de cualquier entrega de premios de Hollywood: en un exclusivo hotel, con todo tipo de lujos y llena de estrellas Así fue la fiesta de cumpleaños con la que Kelly Preston sorprendió a su marido, John Travolta, por su cincuenta aniversario. La pareja y unos treinta invitados, que despegaron de Los Ángeles en un Boeing 737 con destino a Los Cabos en México, pasaron el fin de semana en el One & Only Palmilla Resort, situado en San José del Cabo y conocido como "la joya de Baja", un espléndido complejo vacacional que utilizaron de manera exclusiva ya que, cerrado desde el pasado abril por reformas, abre nuevamente sus puertas al público esta misma semana.

La fiesta que recibió el nombre de "Travolta Global Airways", en la que no faltó el tequila, estuvo animada por mariachis y por las voces del puertorriqueño José Feliciano, la cantante estadounidense Roberta Flack, Michael McDonald, Tony Bennett y Carly Simon, entre otros. El homenajeado sopló por adelantado (ya que su cumpleaños es hoy) las velas de una enorme tarta con forma de avión acorde a la gran pasión que siente por la aeronáutica -pilota aviones y se acaba de comprar una casa con grandes hangares para guardarlos ahí-. Además, con los ojos vendados y con un bate de béisbol, John Travolta rompió una piñata también en forma de avión.

Según la prensa local, entre los invitados, que a su llegada al hotel fueron obsequiados con una bolsa con lo indispensable para utilizar en el centro de belleza y relax del hotel y con un programa de actividades de fin de semana, se encontraban celebridades como Steven Spielberg, Tom Cruise, Oprah Winfrey, Dan Aykroyd, Barbra Streisand, Tom Hanks, Meg Ryan, Robin Williams, Sean Penn, Diane Sawyer, Lisa Marie Presley, Scarlett Johansson y Quincy Jones.

El One & Only Palmilla Resort, catalogado como uno de los 25 mejores de latinoamérica por la revista Travel & Leisure, consta de 139 habitaciones con todo lujo de detalles, como televisión de plasma y DVD, cuyo coste oscila entre los ochocientos y los mil cuatrocientos euros por noche.
Los Cabos, lugar donde el pasado diciembre pasaron su luna de miel Gwyneth Paltrow y Chris Martin tras su boda secreta, es uno de los lugares preferidos del protagonista de Pulp Fiction. En este lugar posee una gran mansión de descanso a la que va al menos una vez al año.

Más sobre: