Michael Caine

En su filmografía figuran más de 130 películas. Y es que Michael Caine, más concretamente sir Maurice Mickelwhite, desde que la mismísima Isabel II le nombrara caballero, ha trabajado imparable desde sus primeras incursiones en el mundo del celuloide. Ahora, con los setenta años amenazando (nació el 14 de marzo de 1933), Michael Caine despliega su ironía con la seguridad de aquel que ha ganado dos Oscar (el segundo por su interpretación en Las normas de la casa de la sidra), y múltiples premios internacionales (como la Concha de Oro en la 48 edición del Festival de San Sebastián).

Ahora vuelve a la gran pantalla, retornándole la ficción a un pub londinense en el que los amigos de Jack Dodds (Michael Caine) se reúnen para cumplir su último deseo: arrojar sus cenizas al mar. Last Orders es un filme de recuerdos y miradas muy al gusto del veterano actor.

Cuando Michael Caine se queda a solas consigo mismo y con los suyos regala feliz un sentido de la ironía que le identifica: "Soy lo que podría definirse como la peor pesadilla de la burguesía: un cockney con intligencia, un millón de dólares en el banco y un título aristocrático". Un actor ante el que no viene de más quitarse el sombrero.

Más sobre: